Los choferes del transporte urbano de pasajeros de la ciudad de Córdoba resolvieron continuar con el paro por tiempo indeterminado al fracasar la negociación con autoridades provinciales y municipales.

Finalizada la reunión entre representantes de los choferes, de las empresas, la muncipalidad y de la Provincia, los delegados pusieron a votación los términos de la propuesta frente a la sede la Unión Tranviaria Automotor (UTA) y en las puntas de línea.

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE

Del encuentro en el Ministerio de Trabajo salió un borrador que garantizaba que los choferes que llevan seis días de paro no serán despedidos y con la promesa de negociar el descuento de horas no trabajadas. Luego los representantes debatieron junto a las bases en la sede de la UTA cómo continuar y la decisión fue rechazar los ocho puntos que se debatieron salidos de la reunión y continuar en asamblea.

Desde la sede de la UTA Local, la delegada de Tamse ( Transporte Municipal Sociedad del Estado) Erica Oliva leyó los ocho puntos a sus compañeros y dijo que “no va a firmar nada”, expresión que fue ratificada por los otros delegados presentes, en los que se encontraba Marcelo Marín, de UTA Córdoba. El delegado de Aucor (Autobuses Córdoba) Marín indicó que “Seguimos de asamblea. Estamos cansados de que nos sigan tomando de estúpidos”. Asimismo reiteró que “hay voluntad de negociación” y que no van a enfrentarse con los usuarios.

De la asamblea participaron representantes de otros gremios, como Mauricio Saillén, titular del sindicato de recolectores Surrbac, quien anunció la continuidad de la medida de fuerza. Por su parte, el fiscal Alfredo Villegas liberó mediodía a los choferes de la Unión Tranviarios Automotor (UTA) Walter Hidalgo y Marcos López, tras haber ordenado su detención el viernes. Ambos trabajadores quedaron libres pero deben responder a la doble imputación de resistencia a la autoridad calificada y entorpecimiento funcional.

Estos choferes fueron detenidos por la Policía por su supuesta participación en maniobras de entorpecimiento de la salida de las unidades del transporte urbano de pasajeros, en el marco del conflicto gremial que ya lleva seis días. La liberación de los trabajadores se produjo horas antes de la reunión que se realizó entre las partes para intentar destrabar el conflicto.

En tanto, los gremios cercanos el titular de la CGT Rodríguez Peña y del Sindicato Único de Recolección de Residuos y Barrido de Córdoba (Surrbac), Mauricio Saillén, en medio del paro del transporte urbano en la Capital cordobesa se reunieron esta tarde para intentar definir lineamientos de cara a un posible paro provincial. Según dijo el propio Saillén, el encuentro busca generar conciencia sobre la gravedad de lo que ocurre con UTA en Córdoba, donde el sindicato se encuentra intervenido. “Vamos a convocar a todos los gremios de la CGT, de las organizaciones como CTA, la ATE y a todas las organizaciones del movimiento obrero para que se hagan presentes y que larguemos un paro a nivel provincial”, expresó el dirigente gremial. Saillén consideró que “lo que le han vuelto a hacer a todos los trabajadores y a la familia de la UTA Córdoba, lo que hizo la Municipalidad y la UTA a nivel nacional en contra de sus derechos, no lo vamos a dejar pasar”, aseguró.