El ex jefe del Ejército César Milani, negó durante su declaración en el juicio oral y público que se está realizando en La Rioja, haber participado del secuestro de Pedro y Ramón Olivera, que sucedió en 1977.

“Recibimos las órdenes a través de oficiales de operaciones y los jefes de compañía”, dijo y agregó que en el hecho del 12 de marzo él estaba de oficial de servicio. “Nunca jamás podría haber dejado el servicio en horas de la madrugada para salir a hacer semejante operativo”, aclaró.

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE

Y luego agrego, “¿podía el subteniente Milani, podía ordenarle a Gendarmería nacional, a la Policía de la provincia, al jefe de la cárcel que aloje un detenido porque a mí se me ocurrió? Evidentemente esto es imposible”, agregó Milani, al tiempo que destacó “el jefe de Policía era un teniente coronel designado por el comandante en jefe del ejército”.

Luego expresó su solidaridad con la familia Olivera y señaló que “tiene profundo respeto por todas las víctimas del gobierno militar.

Milani que está detenido en Campo de Mayo, fue trasladado en un vuelo de Aerolíneas Argentinas y en medio de un fuerte operativo de seguridad un helicóptero de Gendarmería Nacional fue llevado al Regimiento Mecanizado de Infantería 15, donde quedó alojado hasta su regreso a Buenos Aires.

En el primer tramo de la audiencia de estuvo en la sala el secretario de Derechos Humanos de la Nación, Claudio Avruj, quien se encontraba en la provincia por su participación en un congreso.

El ex jefe del Ejército es juzgado por el Tribunal Oral Federal de La Rioja por el secuestro y torturas que sufrieron en marzo de 1977 Pedro Olivera y su hijo Ramón. En el proceso también están imputados el ex juez federal Roberto Catalán y el ex militar Alfredo Santacrocce.