En la provincia de Buenos Aires, el ciclo lectivo 2023 comenzará el 1° de marzo. Así lo confirmó el director general de Cultura y Educación bonaerense, Alberto Sileoni, quien se diferenció de la posición de la Ciudad Autómoma de Buenos Aires de arrancar el 27 de febrero y sostuvo que la gestión de Axel Kicillof demuestra el interés por la educación «con el presupuesto y construcción de escuelas».

El funcionario bonaerense apuntó que la fecha de inicio de clases fue consensuada en el Consejo Federal de Educación. «Fue un acuerdo que tuvo el consenso en la última reunión. La Ciudad Autónoma de Buenos Aires siempre tiene esa intención de diferenciarse, pero nosotros no vamos por ese lado», afirmó en declaraciones a radio Cooperativa 770.

El jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, anunció que el ciclo lectivo en CABA se iniciará el 27 de febrero para los tres niveles educativos -inicial, primaria y secundaria- y finalizará el 22 de diciembre, con el objetivo de llegar a 192 días de clases, dos más que los que fijó el Consejo Federal para recuperar los contenidos perdidos en la pandemia.

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE

La medida fue criticada por los gremios docentes y por dirigentes de la oposición que atribuyeron a Rodríguez Larreta la intención de usar «el hostigamiento a la docencia como eje central de su campaña política» en «una carrera mediática de cara a las elecciones nacionales de 2023». Enumeraron no sólo la falta de cupos en las escuelas, sino también los problemas de infarestructura y la falta de cobertura de vacantes tanto en las escuelas primarias como secundarias porteñas.

Sileoni consideró que el anuncio de Larreta es «efectista» y señaló que el gobierno bonaerense demuestra que la educación es una prioridad con medidas concretas como las 104 nuevas escuelas y jardiens inaugurados y las más de 4 mil obras de infraestructura realizadas en lo que va de la gestión.

«Nosotros demostramos nuestro interés por la educación con presupuesto y construcción de escuelas. La ciudad de Buenos Aires tiene una tendencia a un discurso más efectista, en este caso, tiene dos días más de clase, y no me parece mal», señaló. Y aclaró que «son 190 días, es un consenso que venimos sosteniendo, los 180 días obligatorios pero con una tendencia de que cada año se añadan más días, ya que con la pandemia nos dimos cuenta que el día de clases es insustituible, hay que cuidarlo».

También explicó que la Provincia es uno de los destinos más elegidos por los turistas y que eso se tuvo en cuenta al momento de fijar como fecha el 1° de marzo, «al igual que lo ha tenido en cuenta el Consejo Federal para toda la Nación».

«Al empezar el 1 de marzo, son 190 días, es una duración de ciclo lectivo importante, nosotros en poco tiempo más añadimos la extensión de jornada, incorporamos centenares de escuelas a la doble jornada, son más días, más horas. La pandemia ha dejado aprendizajes caídos y hay que recuperarlos», aseguró.