Integrantes de la Asamblea del Parque Chacabuco, vecinos y comerciantes de la zona, discutieron con el Jefe de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, en una reunión abierta realizada en la Comuna 7. El punto más álgido de la conversación fue cuando los vecinos le recriminaron la instalación de un nuevo bar en el Parque con un agravante. “La concesión del bar era para tu familia”, le espetaron.

La pregunta sobre la instalación de un bar despertó el enojo de los vecinos que creían un tema resuelto a favor de no construir dicho establecimiento gastronómico. “El parque tiene muchos espacios de cemento, si ponemos un bar no sacaremos espacio verde”, fue la respuesta de Rodríguez Larreta, que no afirmó ni descartó la implementación del bar, del que todos los vecinos estaban en contra.

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE

Un grupo de vecinos le recordó que la licitación había caído en manos de una empresa relacionada a Micasu SRL, que supo contar con numerosos familiares del actual Jefe de Gobierno Porteño. “Eso es mentira. Un montón de gente puede tener mi apellido”, sostuvo ofuscado Rodríguez Larreta, quien ante las repreguntas de los asistentes amenazó a los presentes “Déjenme hablar, sino suspendemos la reunión”.

Cabe recordar que la polémica por la instalación de un bar en el Parque Chacabuco existe desde el año pasado, momento desde el cuál vecinos y activistas se manifiestan y realizan encuentros juntando firmas para rechazar el proyecto sancionado por la Legislatura que permite la construcción de bares en los espacios verdes con más de cincuenta mil metros cuadrados. Todos los domingos a las 11 los vecinos se encuentran en Asamblea y Emilio Mitre para juntar firmas. “No vamos a permitir que se siga destruyendo el poco espacio verde público”, aseguraron los asambleístas a través de un comunicado.