El ministro de Justicia y Derechos Humanos de la Nación, Martín Soria, prepara la agenda judicial que presentará la semana que viene en la Comisión de Asuntos Constitucionales de la Cámara de Diputados. Por lo que pudo saber Tiempo, en el temario, en principio, el funcionario presentaría nuevos cambios al proyecto de reforma de la Ley Orgánica del Ministerio Público Fiscal y el de la Defensa de la Nación, proyecto que fue aprobado el año pasado por el Senado.

En ese marco, Soria se reunió -por videoconferencia, este jueves-, con la defensora General de la Nación, Stella Maris Martínez y el secretario de Justicia, Juan Martín Mena. Según informaron fuentes ministeriales, en el encuentro coincidieron en la necesidad de incorporar modificaciones al proyecto para garantizar la autonomía del organismo.

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE

En ese sentido, la Defensora General valoró el sistema de designación de defensores y defensoras actualmente vigente. Y acordó con Soria sobre la necesidad de mantener la composición actual de los jurados de concurso. Respecto al Tribunal de Enjuiciamiento, también existieron coincidencias sobre la necesidad de revisar la composición establecida por el proyecto con media sanción del Senado, garantizando la representatividad de los defensores oficiales en ese órgano, y las mayorías exigidas para sesionar y remover defensores.

Martínez presentó sus observaciones sobre las modificaciones al mecanismo de designación y la estabilidad en el cargo del defensor o defensora general de la nación. En ese sentido, señaló: “La procuración y la defensoría general requieren una fuerte legitimidad. Por eso son importantes las mayorías”.

Al respecto, añadió: “Más allá de mis diferencias con la regulación que establece el proyecto, entiendo que la voluntad popular se expresa en el Congreso. No es inconstitucional que el Congreso modifique los mecanismos de designación, ya que son los representantes del pueblo”. Asimismo, coincidió con Soria en la necesidad de mantener la exigencia de los dos tercios de los votos del Senado para la remoción de ese cargo, tal como establece el proyecto con media sanción.

La iniciativa ya había tenido modificaciones en el recinto, en noviembre pasado, cuando el oficialismo en Cámara Alta logró aprobarla con 42 votos afirmativos y 27 votos negativos.

El proyecto no sólo modifica la cantidad de votos necesarios para designar al procurador general sino que también limita el mandato –actualmente hasta la edad de 75- a cinco años a partir de la modificando la Ley del Ministerio Público Fiscal, que ya giró a Diputados.

En ese punto, Martínez coincidió con la iniciativa en cuestión y señaló: “No es digno de una república tener un procurador general interino por más de 3 años. La situación es crítica”.

Durante la reunión, también se abordó la necesidad de agilizar el envío de los pliegos de designación de magistrados para cubrir los cargos vacantes y de incorporar la perspectiva de género en los procesos de designación. Soria se comprometió a trabajar en el fortalecimiento de los sistemas informáticos del Ministerio Público de la Defensa.

Resta la confirmación de la fecha de la reunión de la comisión que preside el rionegrino Hernán Pérez Araujo, quien ocupa el lugar tras la renuncia de Pablo González a su banca, en febrero, para pasar a las presidencias de YPF. También saber si se convocará a Justicia para empezar a debatir el proyecto, tal como se hizo en el Senado, y si habrá un párrafo especial para la reforma judicial, iniciativa que espera su sanción en la Cámara Baja.