El fiscal federal Carlos Stornelli planteó este viernes la incompetencia del juez federal Alejo Ramos Padilla para investigarlo en la causa en la que está llamado a indagatoria como integrante, organizador o jefe de una asociación ilícita destinada a realizar operaciones ilegales de espionaje e inteligencia para torcer voluntades y sacarles dinero a reales o potenciales acusados en causas de corrupción, especialmente la de las fotocopias de los cuadernos.

Lo hizo mediante un escrito presentado esta mañana por el abogado de Stornelli, el ex fiscal Roberto Ribas,  quien se basó en la denuncia del productor agropecuario Pedro Etchebest. Según el escrito, Etchebest reconoció que la mayor parte de los episodios que narró ocurrieron en la Capital Federal, pero acudió al juzgado federal de Dolores “porque no tenía confianza en los jueces de Comodoro Py”. En rigor, es cierto que muchos de los actos denunciados ocurrieron en territorio porteño, pero la concreción y el perfeccionamiento del plan delictivo se ejecutó en el balneario CR de Pinamar. Según la hipótesis de investigación del juez Ramos Padilla, de esa reunión filmada a corta distancia por Etchebest, de la que participaron durante cuatro horas Stornelli y D’Alessio, surgieron varios episodios que se suman a la extorsión del productor y que también son investigados como delitos.

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE

Stornelli también presentó un escrito de descargo ante el procurador general interino de la Nación, Eduardo Casal, quien ayer decidió abrir un expediente interno sobre la conducta del fiscal. Ese escrito fue elaborado personalmente por Stornelli, sin intervención de su abogado Ribas. Fuentes con acceso a las actuaciones indicaron que Stornelli negó los hechos que se le imputan y dijo ser víctima de una  “operación”. Más aún, comparó su situación con la que atravesó Alberto Nisman antes de morir.

El fiscal de la causa de las fotocopias de los cuadernos está citado para el 7 de marzo a las 11:00 de la mañana en el juzgado federal de Dolores. La incompetencia fue planteada hoy, pero los próximos cuatro días serán inhábiles. Para resolver el planteo sólo quedará disponible el miércoles próximo.

Si Ramos Padilla resolviera la incompetencia antes de la fecha prevista para la indagatoria, Stornelli debería presentarse personalmente a declarar como imputado. Si el tema estuviera pendiente de resolución, podría no ir argumentando que no está claro quién es el juez competente para investigarlo. También podría pedir una postergación de la indagatoria.

El abogado Ribas explicó: “la incompetencia la presenté hoy y para la fecha de la indagatoria falta una semana. Hay que ver qué pasa en estos días”.