En cuestión de meses, un frigorífico santafecino pasó de estar en crisis y recibir subsidios por parte del gobierno a hacer una millonaria donación al PRO.

La firma Friar, del grupo Vicentín, recibió más de once millónes en concepto de REPRO, una ayuda del ministerio de Trabajo para empresas en crisis que no pueden pagar los salarios. 10 meses más tarde aportó unos 2 millones de pesos al oficialismo.

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE

Así lo reveló El Destape este fin de semana. Los subsidios que otorgó el ministro Jorge Triaca se dieron en cuotas de $2.816.000 desde julio hasta octubre de 2016 y formó parte del Programa de Recuperación Productiva (REPRO).

Una de esas cuotas fue casi íntegra a las arcas del PRO. El 5 de septiembre de 2017, 10 meses después de haber recibido la última cuota del ministerio de Trabajo,  Friar S.A aportó $500.000 al PRO del presidente Mauricio Macri en plena campaña electoral.

Pero ese no sería la única atención del grupo Vicentín: según el balance presentado por PRO ante la Cámara Electoral, el 31/10/2017 la empresa también realizó 2 transferencias bancarias por otros $500.000, y, por último, el 01/12/2017 la empresa le entregó medio millón más, para completar unos 2 millones de pesos.

Desde el Ministerio de Trabajo explicaron que la firma “ya había recibido REPRO en 2015”, bajo la gestión de Carlos Tomada y señalaron que “la unidad técnica de evaluación de la Secretaría de Trabajo hizo la evaluación y constató la situación económica desfavorable, por ello el crédito”.