Camino al Oscar: los ganadores de los premios SAG 2019 y la mesura política

La ceremonia impulsada por el Sindicato de Actores de EE.UU. coronó al elenco de “Black Panther”, a Rami Malek por “Bohemian Rhapsody” y a Glenn Close por The wife”, entre muchos otros. No hubo discursos altisonantes.

Por Belauza - (@jbautentico
28 de Enero de 2019

Esa gran serie llamada The Good Fight, basada en lo que sucede en un estudio de abogados, suele hacer referencia a la coyuntura política e institucional de Estados Unidos. En el final de la segunda temporada, Diane Lockhart (Christine Baranski), acérrima opositora de Donald Trump, es traicionada por un alto miembro –también mujer– del Partido Demócrata, quien se había acercado al estudio un tiempo atrás para contratarlo para investigar sobre posibles situaciones plausibles de demanda legal contra el actual Presidente de Estados Unidos. Ella aduce, ante la abogada de Diane, que el objetivo del Partido cambió a partir de que pueden ganar las elecciones de medio término de noviembre de 2018, y que optó por el mal menor.

Las plumas más suspicaces sobre Hollywood dicen que, como sugiere en su último capítulo The Good Fight, todos los partícipes de la industria tomaron nota de que parece no ser una buena estrategia la crítica frontal contra Trump, y optaron por una posición más equilibrada entre los múltiples intereses que defiende -y definen- a la aún llamada meca del cine. De hecho hace unos días Trump se mofó del descenso persistente de audiencia que desde hace años registra la ceremonia de los Oscar, algo que llevó a los organizadores a la decisión de que prácticamente por primera vez en la historia no haya maestros ni maestras de ceremonia (algunos sugieren que también para eliminar los obligados decibeles políticos que tendría).

En ese contexto, sugieren -con varios de los más los más livianos comentaristas-, hay que leer los premios SAG que se entregaron ayer el domingo último en Los Ángeles. El Screen Actor Guild (SAG) es el sindicato de actores fundado en 1933, que actualmente cuenta con alrededor de 120 mil afiliados. El año de su fundación no fue un accidente: es el de la asunción del primer mandato de Franklin D. Roosevelt, que tuvo cuatro y consecutivos, mal que les pese a los que aborrecen las reelecciones hasta que las urnas digan lo contrario en otros lugares del mundo: para que otro “populista” no se perpetuara como él, la Corte Suprema sentenció que no podía haber más de una reelección presidencial. La administración Roosevelt tuvo indudable influencia en la sindicalización en general y en la de Hollywood en particular: su política -la del Welfare State (Estado de Bienestar) necesitaba de buena prensa, y pocos sitios mejor preparados para eso que Hollywood. No debería sorprender entonces -ni para vanagloriar ni para lapidar- la permanente tendencia demócrata de la industria, no sólo en sus votos, sino también en cuanto a sus posiciones más tolerantes hacia la inmigración y las minorías, en coincidencia con las del partido.

La nueva actitud -o el llamado a la mesura- tiene su resultado tanto en los premios como en los discursos. Lo de ayer fue casi un calco de lo ocurrido hace unas semanas atrás en los Globos de Oro, sin discursos de altisonancia contestataria, o de referencias, incluso veladas, a Donald Trump. Por decirlo en términos criollos: nadie saca los pies del plato. Y los premios, excepto el de Black Panther (Pantera Negra), son prácticamente iguales (hay más para The Marvelous Mrs. Maisel, algún cambio con Ozark, y uno para esa oda a ellos  mismos, que titularon This is Us). Que sea un galardón a una de superhéroes, al menos por el momento, no debería llamar a engaño: el SAG premia actuaciones y elencos y no producciones. En todo caso lo que puede haber es un reconocimiento a la cultura negra, de importante ascendencia en Hollywood (una industria que abarca otras artes del entretenimiento como la música y los grandes espectáculos teatrales).

Así las cosas, no es de esperar sorpresas en la temporada de premios que finaliza el próximo 24 de febrero con la entrega de los Oscars. Y acaso para saber cuál es la tendencia, haya que estar presto al anuncio de la fecha del inicio de la tercera temporada de The Good Fight.


Todos los premios

Cine.

Mejor actor.

Rami Malek, Bohemian Rhapsody

Mejor actriz

Glenn Close, The Wife

Mejor actor de reparto

Mahershala Ali, Green Book

Mejor actriz de reparto

Emily Blunt, A Quiet Place

Mejor elenco

Black Panther

Televisión.

Mejor actor en película o miniserie

Darren Criss, The Assassination of Gianni Versace: American Crime Story

Actriz en película o miniserie

Patricia Arquette, Escape From Dannemora

Actor en serie drama

Jason Bateman, Ozark

Actriz en serie drama

Sandra Oh, Killing Eve

Actor en serie comedia

Tony Shalhoub, The Marvelous Mrs. Maisel

Actriz en una serie de comedia

Rachel Brosnahan, The Marvelous Mrs. Maisel

Elenco en serie drama

This Is Us

Elenco en serie. comedia

The Marvelous Mrs. Maisel

Premio a la trayectoria

Alan Alda

Esta nota fue posible gracias al apoyo de nuestros lectores.

Su aporte nos permite hacer periodismo sin condicionamientos. El sueño de un medio libre no es solo nuestro.

SEAMOS SOCIOS

móvil:N