Gatillo fácil: avanza la causa contra un policía local por el asesinato de Leonel Sotelo

Giuliano “Tano” Fattori irá a juicio oral acusado de “homicidio con exceso en la legítima defensa” tras la desvinculación del primer fiscal.

20 de Junio de 2018

La causa del asesinato de Leonel Sotelo, el joven de Rafael Calzada al que le dispararon por la espalda a fines de 2016, avanza en la Justicia. El policía local Giuliano “Tano” Fattori irá a juicio oral acusado de “homicidio con exceso en la legítima defensa”.

La elevación del caso fue ordenada por el nuevo fiscal interviniente, Leonardo Kaszewski. Se trata del titular de la UFI 4 de Tribunales de Lomas de Zamora, donde reemplazó a Pablo Rossi, quien había solicitado el sobreseimiento del acusado.

Ahora la Justicia deberá analizar el hecho a fin de determinar si el accionar de Fattori es no punible, o si lo deberán imputar por alguno de los tipos de homicidios. En ese caso, la condena rondaría entre los 8 y 25 años.

Noemí Robelli, mamá de Leonel, dialogó con Tiempo Argentino una vez conocido el pedido parte del fiscal Kaszewski: “Como mamá y de parte de la familia queremos que  la verdad salga a la luz y que se haga justicia”, expresó.

Para la familia, la causa dio un giro esperado con  el nombramiento del nuevo fiscal. “Influyó mucho” para que el policía sea acusado, explicaron. 

El nuevo fiscal “investigó a fondo” la causa y fue fundamental para la acusación del policía involucrado. El hecho que hayan sido “muchos disparos” los que realizó y que los mismos han impactado a  Leonel “por la espalda” no es menor para el fiscal, explicó.

“El anterior fiscal busco desvincular a Fattori, como que no tenía la culpa de la muerte de Leo o que  se defendió de  un supuesto  asalto”, detalló la mujer.

Kaszewski pidió que la causa se eleve a juicio por “homicidio en exceso de legítima defensa”.

Anteriormente, la causa estaba en manos del fiscal Pablo Rossi, quien había pedido el sobreseimiento del  acusado, y fue denegado por la Fiscalía General de Lomas de Zamora, ya que debía esperarse el juicio oral para eso.

El pedido de justicia es también por Alan Devesa, amigo de Leonel  que lo acompañaba en el momento del hecho y que se encuentra actualmente detenido acusado de intento de robo al policía, aunque nunca se encontró el arma con la que habría amenazado al uniformado.

Noemí, mamá de Leonel, negó las acusaciones contra el amigo de su hijo. “Fattori siempre dijo  que mi hijo le quiso robar y que el compañero que iba con él saco el arma de fuego, que nunca apareció”, detalló como parte de las irregularidades que  acumula la causa.

 “Las pericias demostraron que mi hijo no tenía ningún arma y Alan, el otro muchacho, tampoco. En el lugar sólo se encontraron casquillos de bala pertenecientes al arma de Facttori”, agregó.

A la espera de la fecha, que se estima será para fin de año, Noemí refirió su deseo de “que se haga Justicia y que se sepa la verdad” de lo que pasó aquel primero de diciembre. “Que se demuestre que mi hijo y su amigo eran inocentes”, finalizó.

Esta nota fue posible gracias al apoyo de nuestros lectores.

Su aporte nos permite hacer periodismo sin condicionamientos. El sueño de un medio libre no es solo nuestro.

SEAMOS SOCIOS