Piden aplicar perspectiva de género en el caso de la mujer que mató a su marido de 185 puñaladas

La mujer había realizado innumerables denuncias porque la obligaba a prostituirse y su esposo rompió la perimetral. La Defensoría del Pueblo bonaerense reclama "un abordaje interdisciplinario para las víctimas de violencia intrafamiliar".

Guido Lorenzino, Defensor del Pueblo de la Provincia de Buenos Aires.
15 de Marzo de 2019

La Defensoría del Pueblo bonaerense pidió que el caso de Paola Córdoba, que asesinó a su esposo el sábado 9 de marzo de 185 puñaladas en José C. Paz, sea investigado y juzgado desde una perspectiva de género. Sucede que la relación de más de 23 años estuvo signada por violencia física y psicológica. Alberto Naiaretti, el esposo, la aisló de la familia y la obligó a prostituirse.

"Le pedimos a la Justicia que contemple el caso desde una perspectiva de género, tanto en la fase de la investigación como al dictar una sentencia definitiva. Paola acudió a los organismos del Estado para pedir ayuda ante su situación, pero no obtuvo respuesta", destacó Guido Lorenzino, titular de la Defensoría bonaerense.

A raíz de la violencia a la que tanto Paola Córdoba como sus hijos eran sometidos, ella había realizado una gran cantidad de denuncias e incluso había conseguido una orden de restricción del hogar para su marido. Sin embargo, este violó todas las medidas judiciales que pesaban en su contra.

La Defensoría representa a las imputadas Paola Córdoba  y su hija Paula, de 18 años, y presentó el pedido ante la fiscal Silvia González Bazzani, de la UFI 23 de Malvinas Argentinas.

Como la propia mujer llamó al 911 para avisar que había asesinado a puñaladas a su marido y en la pelea intervino la hija mayor del matrimonio, Paula, ambas terminaron detenidas.

Lorenzino sostuvo que "es fundamental profundizar, a partir de un abordaje interdisciplinario, los dispositivos previstos por el Estado para la protección de las mujeres víctimas de violencia de género y para todas las personas que padecen violencia familiar".

El martes, defensor Javier Chirinos solicitó la libertad de sus asistidas a través de un planteo de "excarcelación extraordinaria" ante el juez de Garantías 4 de San Martín, Alberto Brizuela. Requirió que la muerte de Naiaretti se enmarcase como un homicidio en legítima defensa desde una perspectiva de género.

Esta nota fue posible gracias al apoyo de nuestros lectores.

Su aporte nos permite hacer periodismo sin condicionamientos. El sueño de un medio libre no es solo nuestro.

SEAMOS SOCIOS

móvil:N