Renunció el jefe de campaña de Trump por sus relaciones con Ucrania

El gobierno ucraniano difundió documentación de presuntos pagos a Paul Manafort de la época de Viktor Yanukovich.
19 de Agosto de 2016

El jefe de la campaña de Donald Trump, Paul Manafort, envuelto en un escándalo por sus vínculos en Ucrania y Rusia, renunció finalmente a su cargo, anunció el candidato presidencial republicano en un comunicado, dos días después de remodelar su equipo de campaña, informó la cadena de noticias CNN.

Las autoridades ucranianas habian publicado horas antes documentación sobre el supuesto pago de varios millones de dólares a Manafort de la época en que gobernaba el país el prorruso Victor Yanukovich.

La oficina anticorrupción ucraniana publicó el jueves un documento contable donde figuraba Paul Manafort como destinatario de 12,7 millones de dólares (11,35 millones de euros) entre 2007 y 2012, sin que se sepa aún si cobró el dinero.

Manafort trabajaba durante ese periodo como consejero de relaciones públicas del expresidente ucraniano Viktor Yanukovich y de su Partido de las Regiones. Yanukovich fue derrocado por el levantamiento proeuropeo de Maidan en febrero de 2014.

"Subrayamos que la mención del nombre de Paul Manafort en la lista no quiere decir que recibiera ese dinero, ya que las firmas que aparecen en la columna de destinatarios pueden ser las de otras personas", matizó la oficina en un comunicado.

El diputado ucraniano Serguei Leshenko acusó  a Manafort de haber continuado defendiendo los intereses de ex responsables prorrusos incluso tras la llegada de los prooccidentales al poder en Kiev.

"Los últimos contactos de Manafort con lo que por aquel entonces era el (actual partido prorruso) Bloque de Oposición continuaron hasta octubre de 2015", afirmó Lechenko, miembro del grupo político de apoyo al presidente proocidental Petro Poroshenko.

Según el diputado, el director de campaña de Donald Trump trabajó como consejero para el Bloque de Oposición en la campaña para las legislativas de octubre de 2014, en las que la formación logró menos del 10% de los votos.

Paul Manafort, de 67 años, fue apartado de la campaña de Trump el miércoles pero siguió en el equipo del candidato republicanohasta la publicación de los documentos, dos días más tarde. El consejero ha rechazado haber recibido cualquier pago ilegal en líquido por su trabajo y niega haber trabajado para el gobierno ruso o ucraniano.

Esta nota fue posible gracias al apoyo de nuestros lectores.

Su aporte nos permite hacer periodismo sin condicionamientos. El sueño de un medio libre no es solo nuestro.

SEAMOS SOCIOS