Tagliaferro dejó una deuda de 1200 millones de pesos en Morón

El municipio que actualmente encabeza Lucas Ghi deberá enfrentar el abultado monto que se debe a diferentes proveedores locales. 

8 de enero de 2020

El intendente de Morón, Lucas Ghi, recibió a más de un centenar de proveedores locales para comenzar a analizar la forma en que el municipio afrontará la deuda de casi 1200 millones de pesos que dejó la gestión cambiemita de Ramiro Tagliaferro. La Comisión Verificadora de Créditos presentó los cuatro pasos que tendrán que dar quienes sean acreedores del municipio, pero informó que previamente se realizará un proceso para documentar y determinar la legitimidad de esa deuda.

¿Cómo se compone esa herencia? Una fuente de la intendencia explicó que sólo de servicios de recolección de residuos la deuda asciende a 650 millones de pesos, a lo que se debe sumar otros cien millones por mayores costos. Luego hay un monto muy importante en contribuciones al Instituto de Previsión Social (IPS) a la ANSES, y finalmente cientos de proveedores que ingresaron al circuito facturas que no fueron pagadas, y otros tantos que ni llegaron a ingresarlas por la gestión anterior se lo impidió, y lo hicieron en enero, durante el inicio de la administración de Ghi. “Nos dejaron un desastre tremendo, porque se trata de servicios ya prestados y bienes ya comprados. Tenemos que verificar esa deuda porque no es lo mismo comernos mil millones de deudas en el Presupuesto 2020 que cerrar el Presupuesto 2019 de Tagliaferro con ese déficit”, explicó la fuente.

Al hablar ante los proveedores, Ghi se comprometió a crear un ámbito formal para poder abordar el problema y darle una solución.

“De los 4200 millones de libre disponibilidad con que cuenta Morón, más de la mitad está comprometido en base salarial y el otro 20 por ciento en recolección de residuos. Lo que queda es casi el mismo número que nos queda para operar en un año. Es decir, nuestro margen de operatoria de libre disponibilidad en un año de ejercicio fiscal es igual a lo que se debe. O sea, debemos un año”diagnosticó.

Luego explicó que para pagar en un solo año ese monto, el municipio “debería dejar de prestar los servicios más básicos”.

“En el medio de los trascendidos, los rumores, me parece absolutamente vital que ustedes hoy se lleven de aquí el compromiso de este intendente y esta administración de que todo lo que se tenga que negociar, discutir, va a ser de cara a la sociedad, donde cada uno defienda su interés. Sabemos que no va a ser un proceso exento de dificultades”, sostuvo, y destacó: “Lo haremos con la transparencia que es constitutiva de nuestra identidad política”.

Tiempo Audiovisual

Esta nota fue posible gracias al apoyo de nuestros lectores.

Su aporte nos permite hacer periodismo sin condicionamientos. El sueño de un medio libre no es solo nuestro.

SEAMOS SOCIOS