Tras las quejas, Macri recibirá a los gobernadores para discutir el presupuesto

Los convocó a la Casa Rosada. Los mandatarios habían cuestionado la falta de convocatoria en plena crisis económica y negociación con el FMI.

Reunión de Macri con gobernadores en 2017 para la firma del pacto fiscal (Foto: Presidencia)
5 de Septiembre de 2018

Después del enojo de los gobernadores por la exclusión de las decisiones para planificar las cuentas para el año próximo, el presidente Mauricio Macri los convocó a conversar sobre el Presupuesto 2019. Sin embargo, el encuentro recién se produciría la semana próxima, luego de que el ministro de Economía Nicolás Dujovne regrese de Estados Unidos con el acuerdo con el Fondo abajo del brazo. Es que los mandatarios provinciales se quejaron porque se enteraron de las proyecciones del dólar y la inflación por los medios, sin que hubiera comunicación oficial hacia las provincias.

El Ejecutivo tiene que entregar su propuesta de Presupuesto 2019 el 15 de setiembre y a menos de diez días las previsiones son cambiantes debido a la crisis financiera y cambiaria. Este martes se reunieron algunos gobernadores peronistas en el Consejo Federal de Inversiones mientras transcurría una reunión paralela de los ministros de Economía provinciales en la Casa Rosada con el Rogelio Frigerio, titular de la cartera de Interior. 

in embargo, el anuncio del traspaso de los subsidios al transporte a las arcas provinciales, que cayó mal entre los mandatarios, ya había sido adelantado. Las provincias ya habían tenido que ceder, unilateralmente, el fondo de la soja, que les acercaba unos 26 mil millones de dólares.

Es que los gobernadores se quejaron de que no eran convocados por el presidente ante lo que él mismo había caracterizado como “una crisis institucional” y que se enteraban por “la televisión” de las medidas que iba tomando el Ejecutivo. Tras la reunión, varios mandatarios provinciales dejaron en claro que quieren ayudar al presidente.

El organizador de este segundo encuentro en el céntrico CFI fue el gobernador tucumano Juan Manzur, que repitió enojado varias veces que se enteró por los medios de las medidas que fue tomando el Ejecutivo. El encargado de caracterizar la situación fue el senador Miguel Ángel Pichetto, quien no dudó en calificarla de “crisis institucional”. Presentado como "invitado" estuvo Sergio Massa, un detalle no menor teniendo en cuenta la heterogeneidad de los gobernadores presentes, algunos de ellos cercanos a Cristina. 

También estuvieron el senador José Mayans, los diputados Diego Bossio y Graciela Camaño, todos alejados del kirchnerismo y dialoguistas con el gobierno. Pero también se sentaron a la mesa los gobernadores Gildo Insfrán, de Formosa, Alberto Rodríguez Saá de San Luis, y Lucía Corpacci de Catamarca, con diálogo directo con CFK, más Carlos Verna de La Pampa, Rosana Bertone de Tierra del Fuego, Gerardo Zamora de Santiago del Estero, Mariano Arcioni de Chubut y el vicegobernador de Chaco Daniel Capitanich.

También podés leer: Cambiemos le pone candado al Congreso y solo debatirá el presupuesto

Esta nota fue posible gracias al apoyo de nuestros lectores.

Su aporte nos permite hacer periodismo sin condicionamientos. El sueño de un medio libre no es solo nuestro.

SEAMOS SOCIOS