El precio de la Canasta Alimentaria (CBA – se utiliza para medir los niveles de indigencia) aumentó 6,3% en julio para alcanzar los $ 49.465 para que un grupo familiar integrado por una pareja con dos hijos compre la comida indispensable y no caiga en la indigencia, informó este jueves el Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec).

El Indec dio cuenta además que el costo de la Canasta Básica Total (CBT), que además de alimentos reúne indumentaria y transporte, también subió 6,8% en julio, por lo cual el mismo grupo familiar necesitó contar con ingresos por $ 111.297 para no caer debajo de la línea de la pobreza.

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE

En los primeros siete meses del año la CBT aumentó 46,2% y la CBA 50,1%, diferencia que se debe a esencialmente en que las tarifas de los servicios públicos, y el transporte, se encontraban con escasos aumentos por lo cual aumenta la ponderación que tiene la comida dentro de los índices.

En los últimos doce meses, el costo de la CBA avanzó 70,6% y la CBT 64,7%, precisó el Indec.