El actor estadounidense Michael K. Williams, que alcanzó gran notoriedad por su trabajo en la serie The Wire, fue encontrado muerto ayer en su departamento de Nueva York por una presunta sobredosis de drogas, según confirmó la policía de esa ciudad al diario The New York Post.

Williams, de 54 años, fue hallado muerto por su sobrino en su casa en su casa de Kent Avenue en el lujoso rascacielos de Williamsburg, en Brooklyn, y según las fuentes policiales, en el lugar también se encontraron restos de heroína, con lo que hasta el momento se supone, habría ocurrido la sobredosis.

Una de las escenas más emblemáticas de Omar Little en The Wire.


Nacido el 22 de noviembre de 1966 en el barrio de Flatbush en Brroklyn, Williams está nominado a los Emmy 2021 como mejor actor de reparto por la serie de HBO Lovecraft Country, pero dos papeles habían forjado su popularidad, primero como Omar Little en The Wire y luego en su rol como Chalky White en Boardwalk Empire junto a Steven Buscemi.

El actor habló en varias entrevistas por la larga lucha que sostenía contra sus adicciones e incluso durante la época de The Wire, centrada en el mundo del narcotráfico en la ciudad de Baltimore y en donde componía a un ladrón de traficantes, confesó que el papel lo había afectado en la vida real.

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE