Luis Tagliapietra, abogado y padre del tripulante del ARA San Juan Alejandro Tagliapietra, consideró como “una falta de respeto” la movilización anunciada por adherentes de Juntos por el Cambio (JxC) a los tribunales de federales de Dolores, donde el expresidente Mauricio Macri debía declarar en una causa por espionaje ilegal.

El letrado, que encabeza una querella de once familias de los marinos del submarino de la Armada hundido en noviembre de 2017, aseguró además que sus representados “nunca politizaron la causa y que solo buscan verdad y justicia”.

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE

“Me parece una falta de respeto la marcha en defensa de Macri, pero vivimos en democracia y en libertad por suerte. Y es un tema de ellos (JxC) que quieren politizar este tema. Nosotros nunca lo hicimos. Esto se trata de nuestros familiares fallecidos”, aseveró Tagliapietra en declaraciones a la radio Rock & Pop, antes de ir hacia Dolores. Aseguró que algunos familiares no estarán presentes durante la comparecencia del exjefe de Estado, y por eso pidió que se tenga “respeto” con ellos.

Macri se presentó a indagatoria en una causa que se sigue por espionaje ilegal a los familiares de la tripulación del ARA San Juan, en una investigación que es instruida por el juez federal subrogante de Dolores Martín Bava, pero la audiencia se suspendió.

En el expediente figuran procesados Gustavo Arribas y Silvia Majdalani, quienes eran directores de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI) durante el gobierno de Macri.

Respecto a la investigación, el letrado señaló que “fue una acción totalmente ilegal porque la ley de Inteligencia es muy clara en relación a la violación de la privacidad de las personas, ya que solo se autoriza por orden judicial o por peligro de terrorismo y narcotráfico”.

“En nuestro caso, nunca hubo una intervención de un juez que debe controlar los casos en el que se investiga. El gobierno (de Cambiemos) sabía que nosotros hablábamos en privado porque nos escuchaban todos los teléfonos a través de medios electrónicos. Infiltraron personas entre los familiares con idénticas tácticas que se usaron en las peores épocas de nuestro país”, remarcó.

Y agregó: “Esos seguimientos no pasaba por un tema de la seguridad presidencial. Eso es mentira. Macri nos recibió una sola vez en febrero y por eso digo que es insostenible esa teoría que dicen para minimizar la cuestión”.

El abogado remarcó que en la investigación judicial se encontraron “tres discos rígidos en la base que la AFI tiene en Mar del Plata, en el que había fotos, videos, perfilamientos y hubo un seguimiento durante un año (diciembre de 2017 a 2018)” sobre los familiares de los submarinistas que reclamaban por la suerte de sus queridos ante las autoridades de la base naval ubicada en esa ciudad.

“Fundamentalmente se hallaron informes dirigidos al entonces presidente Macri relatando taxativamente lo que nosotros hablábamos y nosotros le íbamos a reclamar y proponer. Esa información el entonces presidente la utilizó con creces y eso está comprobado”, afirmó.

Tagliapietra puso énfasis en que “la propia Majdalani y los agentes de AFI que están imputados en la causa, admitieron que seguían órdenes”.