Durante una entrevista radial, el senador y candidato a vicepresidente por Juntos por el Cambio, Miguel Ángel Pichetto, opinó sobre el caso de Vanessa Gómez Cueva, la mujer migrante que había sido expulsada de la Argentina hacia Perú junto a su bebé y separada de sus otros dos hijos y que ahora está en condiciones de volver, luego de que el gobierno se viera obligado por la presión internacional a levantar la prohibición de reingreso.

“Va volver una peruana que fue condenada a cuatro años por narcotráfico por una cuestión de integración familiar. Esta mujer vendía drogas a los pibes y destruía familias. Estamos enfermos”, comenzó Pichetto durante una charla con el periodista Eduardo Feinmann en Radio La Red.

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE

Lejos de calmarse, el senador continuó con su arenga xenófoba opinando que “no sé qué organismo internacional impuso que vuelva esta mujer. La verdad es que hay una patología en la Argentina. Una delincuente peruana narcotraficante que fue condenada a cuatro años, cumplió la condena y la expulsaron y ahora como somos humanitarios, buenísimos, vamos a permitirle que vuelva para que se encuentre con los hijos mayores”.

El colectivo Ni Una Migrante Menos condenó de inmediato los dichos del candidato oficialista a través de su cuenta de Twitter. “Las declaraciones en @radiolared del senador Pichetto, candidato a vicepresidente de la “Macrisis”, sinónimo de violencia, racismo, xenofobia e ignorancia solo muestra el odio por los derechos de las familias migrantes y trabajadorxs”, escribió la organización. Luego, en otro Tweet: “Denunciamos enérgicamente la desinformación que promueve las declaraciones del senador. Migrar es un derecho humano que se entere que lo dice su Constitución y la ley 25.871”.

“Está mal Eduardo, esto está mal. Todo el mundo es solidario con la peruana. Es increíble”, cerró Pichetto ante el silencio comprensivo de su interlocutor.