Un avión hidrante que combatía los incendios en la localidad de Ituzaingó, en la provincia de Corrientes, sufrió un desperfecto eléctrico y se incendió cuando era reabastecido de combustible, se informó oficialmente.

El Ministerio de la Producción de Corrientes precisó que el piloto no estaba a bordo de la aeronave al momento del siniestro, por lo que «sólo hubo daños materiales».

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE

La Junta de Seguridad en el Transporte, por su parte, indicó que el accidente se registró ayer a las 19.30 y que el hecho es investigado por las sedes Corrientes y Córdoba del organismo.

El avión hidrante era parte de la flota contratada por el Gobierno correntino, según informó el Ministerio de la Producción provincial a través de su cuenta oficial de Twitter.

Los incendios en zonas rurales siguen azotando a varias zonas de la provincia y ya fueron afectadas 519 mil hectáreas.

«La zona más complicada sigue siendo Ituzaingó», dijo el jefe de Operaciones de Defensa Civil, Orlando Bertoni, sobre la localidad del norte provincial ubicada a 250 kilómetros de la capital correntina.

El funcionario indicó, además, que un gran hotel de la cadena internacional Howard Johnson, ubicado a la vera del río Paraná, «se evacuó por la amenaza de las llamas y especialmente por el humo», al igual que viviendas de la zona.

En las acciones para sofocar el fuego intervienen aviones hidrantes enviados por el Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible de la Nación y otros contratados por el Gobierno provincial, brigadistas del Servicio Nacional del Manejo del Fuego (SNMF), bomberos de la Provincia, bomberos voluntarios y efectivos de fuerzas provinciales y federales, informaron fuentes oficiales.