«Esto es una payasada, por dios, es lamentable que pierda tiempo gente de la Seguridad en estos dos pibes que no tienen nada que ver», señaló Nora Donda, la mamá de uno de los falsos terroristas tuiteros que amenazó al presidente Mauricio Macri y descartó que los jóvenes tengan vinculación con fanáticos islamistas. Se trató de «una irresponsabilidad de dos estúpidos que no tenían nada que hacer», manifestó Donda.
En tanto, la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, visiblemente preocupada por la integridad del mandatario afirmó: «la madre es la madre» y remarcó la importancia de perseguir a los supuestes ciberdelincuentes hasta las últimas consecuencias.»Dos personas creen que pueden ser impunes pero nosotros como gobierno nacional o gobiernos locales no partimos de la hipótesis de un perejil, sino partimos de la hipótesis de que hay que cuidar a la gente».

«A las pocas horas se llegó a la detención de dos personas que habían estado amenazando a la población mediante un tweet, hablando de objetivos que podían ser el subte, el presidente, un avión, un lugar público. Fue muy duro. Rápidamente se logró», dijo la ministra resaltando la celeridad del procedimiento. «Los que usan las redes sociales para amedrentar que los vamos a buscar uno por uno. No vamos a permitir miedo a la población», agregó  la ministra en un intento por llevar tranquilidad a la población.

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE