Industriales Pymes Argentinos (IPA) emitió un duro documento en el que señaló que las pymes “quedan a merced” de las grandes industrias fabricantes de insumos difundidos, cuyas producciones son caracterizadas como de “condiciones monopólicas” y que por ello influyen en “los procesos inflacionarios peligrosamente”. En este escenario, aseguran que “es alarmante” la “inacción de todos los sectores del gobierno que deberían estar involucrados en este problema”.

El documento, que fue presentado días atrás, observa que las grandes fábricas de insumos difundidos (desde químicos hasta chapa, pasando por plásticos, glucosa, pulpa y muchos productos más y que se usan para la confección de productos finales) han reaccionado con lentitud ante el incremento de la demanda verificado desde el último trimestre de 2020, lo que elevó los precios y los hizo más volátiles ante la ausencia de oferta. Si bien se trata de un fenómeno global, en la Argentina se exacerba por la volatilidad cambiaria y las dificultades para importar y el crédito caro y escaso.

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE

El carácter monopolizado de la producción de los insumos difundidos implica la posibilidad de que esos productores puedan fijar precios “de forma tal que se apropian de la renta de terceros”, advierte IPA. Y todo ello fuera del control estatal.

“Si yo fabrico perfiles de aluminio y quiero exportar, debo competir con empresas que consiguen el aluminio mucho más barato que yo, en tanto que soy cliente cautivo de la única empresa de aluminio del país. Y así podríamos seguir con variados ejemplos de todo tipo en nuestro país”, señala de manera coloquial el documento. El tema se encuentra en la agenda oficial. «