El servicio de la línea Sarmiento circula con demoras este martes luego de que un numeroso grupo de trabajadores del sector de guardas debiera ser aislado por dos casos sospechosos de coronavirus.

El lunes por la noche se conoció que los dos guardas con fiebre dieron negativo en el test de covid 19, sin embargo continúan aislados junto a 35 de sus compañeros, lo que afecta el servicio.  

El Sarmiento, que realiza el trayecto Moreno – Once, funciona este martes con una frecuencia de hasta 15 minutos cuando de manera habitual es cada 5 o 7 minutos.

“A raíz del aislamiento de 37 trabajadores fue necesario establecer un nuevo diagrama con el personal disponible. El objetivo del nuevo itinerario es poder contar con servicios durante toda la jornada y evitar interrupciones en algún tramo y normalizar las frecuencias a medida que se vaya reincorporando al personal que fue aislado”, dice el comunicado de Trenes Argentinos.

Al conocerse que dos trabajadores tenían fiebre, el servicio del Sarmiento fue suspendido durante varias horas el lunes por la mañana. Cerca de las 11 volvió a funcionar pero con un cronograma de emergencia. El Ministerio de Transporte dispuso el refuerzo de 21 micros en las estaciones Moreno, Merlo y Morón, para que las personas esenciales puedan llegar a la terminal porteña de Once respetando el distanciamiento social.

Trenes Argentinos indicó que “la cantidad de personal que ha sido afectado por la medida, sumado al personal que se encuentra alcanzado por el decreto presidencial que les impide ir a trabajar por ser mayores de 60 años o formar parte de un grupo en riesgo imposibilita asegurar la normal prestación del servicio”.

Y añadió que “desde la operadora oficial se apela a la responsabilidad individual de cada uno de sus pasajeros y pasajeras para evitar las aglomeraciones en los servicios debido a la inédita situación que atraviesa el país y el mundo como consecuencia de la pandemia”.