Denuncian que Triaca y Piumato exigen datos confidenciales

Desde el SITRAJU afirmaron que el pedido excede lo necesario para confeccionar un padrón electoral.
4 de Noviembre de 2016

El Ministerio de Trabajo que conduce Jorge Triaca ordenó, a pedido del sindicalista Julio Piumato, una inspección a la sede administrativa de la Procuración General de la Nación, a cargo de Alejandra Gils Carbó, y la entrega de legajos personales de los trabajadores y detalle de los sueldos, funciones y horarios que cumple el personal. La insólita medida fue dispuesta por el Director Nacional de Asociaciones Sindicales, Horacio Pitrau, en el marco de un expediente abierto tras la denuncia del líder de la Unión de Empleados de Justicia de la Nación por supuesta “práctica antisindical” ejercida por la procuradora. En rigor, Piumato acusa a Gils Carbó de no facilitar el listado del personal que trabaja en el Ministerio Público Fiscal e imposibilitar así el llamado a elecciones de comisión interna en la dependencia judicial. Sin embargo, el dictamen del Ministerio de Trabajo que ordena la inspección va más allá de la información necesaria para la confección de un padrón, y habilita a acceder a libros de sueldo y legajos del personal, que contienen detalles confidenciales de los empleados.

Desde la Procuración aseguran que “hace dos meses se contestó una intimación al Ministerio de Trabajo, donde se hacía saber que los padrones estaban a disposición con el único requerimiento de que nos fuera solicitado con 72 hs. previas, para poderlos imprimir y poder dejar paralizado el sistema informático”, según consta en el acta labrada en la primera inspección, realizada el miércoles 26 de octubre. Se espera una segunda excursión de los funcionarios ministeriales en los próximos días.

Enterado de la situación, autoridades de SITRAJU, el otro gremio que nuclea a los trabajadores judiciales, emitieron un comunicado en el que se preguntan: “¿Para qué quiere Piumato saber sobre nuestros salarios, composición familiar, licencias médicas, cargos, domicilios, etc.? ¿Qué busca? ¿Meter miedo?” El dictamen de Pitrau fue suscripto el 14 de octubre, en plena embestida política contra Gils Carbó, en tanto la primera inspección se produjo el mismo día que el oficialismo retiró de la sesión parlamentaria en la Cámara de Diputados el proyecto de reforma de la ley orgánica del Ministerio Público Fiscal, tras las críticas recibidas por toda la comunidad judicial, que lo calificaron de inconstitucional.

Comunicado

Esta mañana, la Secretaría Disciplinaria, Técnica y de Recursos Humanos realizó la siguiente denuncia: "Se informa a los/as magistrados/as, funcionarios/as y empleados/as del MPF que se encuentran cumplidas todas las obligaciones institucionales vinculadas con la realización de actos eleccionarios por parte de la Unión de Empleados de la Justicia de la Nación (UEJN). En efecto, desde el 18 de noviembre de 2015, esta Secretaría ha puesto a disposición los padrones necesarios para la realización de los comicios, exigiendo como única contraprestación el cumplimiento del requisito legal de presentación del cronograma eleccionario. Aun cuando ese requisito no fuera cumplido, el 29 de agosto de 2016 se ofreció nuevamente la información de los padrones mediante una nota enviada a las autoridades competentes del Ministerio de Trabajo en la cual se detallaba que el pedido debía realizarse con una antelación de 72 horas a fin de que la información se encontrara actualizada. En este contexto, ante una pretendida inspección protagonizada por agentes del Ministerio de Trabajo y dirigentes sindicales el pasado 26 de octubre, los funcionarios de la Secretaría recordaron esta situación y al día siguiente concurrieron personalmente al Ministerio de Trabajo para aportar los padrones completos.

Además, en el día de ayer, fueron remitidas 43 fojas al director del Asociaciones Sindicales del Ministerio de Trabajo de la Nación en el marco de una presentación adicional en la que consta nuevamente el listado del personal del Ministerio Público Fiscal con más de seis meses de antigüedad en el organismo y, por lo tanto, en condiciones de emitir su voto ante un eventual acto eleccionario, de acuerdo a las previsiones contenidas en la regulación vigente. En el padrón remitido, se consignó exactamente la misma información que fuera entregada para las anteriores elecciones de las distintas entidades sindicales. Es decir, todo dato necesario para la realización de los comicios: nombre, DNI, dependencia y número de legajo. Asimismo, a requisitoria del sindicato, se informó sobre el régimen de turnos de trabajo que cumplen los distintos trabajadores y trabajadoras el MPF.

También podés leer:

> Las listas negras están de regreso

Esta nota fue posible gracias al apoyo de nuestros lectores.

Su aporte nos permite hacer periodismo sin condicionamientos. El sueño de un medio libre no es solo nuestro.

SEAMOS SOCIOS