Mateada contra la construcción de un muro en la reserva Santa Catalina de Lomas

Ferrocarriles Argentinos avanza con una obra que afectará los terrenos preservados. Los vecinos se oponen y reclaman a la Municipalidad que haga cumplir una resolución de 1991.
15 de Enero de 2018

Los vecinos y vecinas de Lomas de Zamora y alrededores organizaron este sábado una mateada para concientizar e intentar preservar la Reserva Natural Santa Catalina, donde la empresa Ferrocarriles Argentinos planea levantar un muro como parte de obras viales en el ramal Haedo Temperley.

A pesar de una ordenanza que impide la modificación y preservación del lugar, los vecinos denuncian que la empresa Ferrocarriles Argentinos planea levantar un muro en las vías justo en el sector que atraviesa la reserva municipal, lo que impedirá la circulación de los animales de un lado a otro del predio y el correcto crecimiento de plantas.

La reserva municipal se creó en 1991 mediante una ordenanza del Municipio de Lomas de Zamora, que según el documento mencionado, debe actuar en beneficio del paisaje natural, la flora y la fauna de ese territorio y nunca en favor de proyectos como el que se intenta llevar adelante.

Sin acatar esa ordenanza, el municipio habilitó a Ferrocarriles Argentinos a realizar la obra y la empresa ya comenzó a trabajar en la construcción de un muro de hormigón de un metro cuarenta de alto en el sector de las vías, el cual dividirá la reserva en dos, generando de esta manera consecuencias negativas para el suelo.

El proceso y la concreción de esta obra estarán a cargo de la empresa CONINSA S.A. La licitación fue aprobada y las tareas de la empresa constructora. Ya comenzaron a lo largo del trazado de las vías, pero el reclamo de los vecinos logró por ahora frenarlo en la zona en donde comienza la Reserva.

Tiempo Argentino dialogó con los vecinos y manifestaron haber recibido provocaciones de parte de la empresa constructora que cuenta con la licitación aprobada desde el año 2016,pero el bario sigue defendiendo a capa y espada este lugar natural, patrimonio histórico de Lomas de Zamora desde el año 2011.

“Lo que intenta hacer la empresa Ferrocarriles Argentinos es subdividir, encerrar las vías del ferrocarril Roca ramal Haedo – Temperley por motivos de seguridad, de marcar el terreno que corresponde al ferrocarril. Pero todos sabemos que un jersey de 1.40 o una reja de 2.30 no representa solución porque no es una zona de alto tránsito, no hay peligro de accidentes.
Tampoco representa seguridad porque en esa zona una reja no es útil, sí es perjudicial para la reserva, tanto para las especies animales, muchas en peligro de extinción, como para la flora, por la intromisión del cemento”, explicaron desde la agrupación de Vecinos Autoconvocados de la Reserva Municipal de Santa Catalina en un comunicado.

Lautaro Nahuel Pirraglia, uno de los vecinos, manifestó el desinterés por parte de la empresa ante el reclamo de todos los vecinos y sostuvo: “Los vecinos pedimos que se exceptué a la reserva de la obra ferroviaria”.

“La empresa constructora CONINSA S.A lo que nos dice es que si no nos gusta el hormigón en medio de la reserva que lo pintemos de verde”, continuó Pirraglia.

La agrupación de Vecinos Autoconvocados de la Reserva Municipal de Santa Catalina adelantó que realizará un pedido para frenar la obra a la empresa Ferrocarriles Argentinos Sociedad del Estado como también a quienes podrían aportar a que esto no ocurra, como el Municipio de Lomas de Zamora, el Ministerio de Transporte de la Nación y otros organismos intervinientes.

Esta nota fue posible gracias al apoyo de nuestros lectores.

Su aporte nos permite hacer periodismo sin condicionamientos. El sueño de un medio libre no es solo nuestro.

SEAMOS SOCIOS