La lista de proyectos presentados para modificar la Corte Suprema de la Nación que se debate en el plenario de las comisiones de Asuntos Constitucionales y Justicia continuará la semana del 20 al 24 de junio. El poroteo en el Senado es más optimista que en la Cámara de Diputados, donde Interbloques Federal volverá a definir el resultado.

En la cámara que preside Cristina Fernández de Kirchner, la bancada oficialista cuenta con 35 senadores propios, que apoyaron abiertamente la iniciativa. A esos se le suman sus habituales aliados: el rionegrino Alberto Weretilneck, de Juntos Somos Ríos Negro; y la misionera Magdalena Solari Quintana, del Frente Renovador de la Concordia. Además, en los últimos meses se convirtió en aliada del Frente de Todos la peronista riojana Ada Clara del Valle, del monobloque Hay Futuro Argentina.

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE

Por esta razón, para contar con todo el apoyo de estos sectores, las comisiones que presiden los oficialistas Guillermo Snopek y Oscar Parrilli buscarán una versión unificada entre los proyectos presentados por los gobernadores para ampliar la Corte de 5 a 25 jueces. Son los del puntano Adolfo Rodriguez Saá, la riojana Clara Vega, la neuquina Silvia Sapag y el rionegrino Alberto Weretilneck.

Esas iniciativas proponen que el tribunal pase de los 5 ministros actuales a tener entre 9 y 15. Y además que se equilibre la presencia de hombres y mujeres, al igual que la representación de las distintas regiones del país.

En Juntos por el Cambio le dijeron a Tiempo que no van a presentar ni siquiera dictamen en minoría. El rechazo se expresará directamente en el recinto. Si bien circulaba la versión de algún posible apoyo de los senadores radicales de la provincia de Jujuy, que responden a Gerardo Morales, esa posibilidad negando esa situación.

En Diputados, la situación es más compleja. El oficialismo cuenta con 118 representantes, mientras que Juntos por el Cambio tiene 115. La semana pasada, el jefe de bloque de la UCR, Mario Negri, rechazó el proyecto presentado por senadores oficialistas para elevar el número de integrantes de la Corte.

«El kirchnerismo nos quiere hacer creer que está preocupado por solucionar los problemas urgentes de los argentinos. Pero quedó demostrado que el único plan que tiene es perseguir la impunidad. El proyecto para elevar a 25 el número de miembros de la Corte Suprema es grotesco. Sueñan con convertir el Máximo Tribunal del país en un club manejado por los gobernadores peronistas. El solo hecho de pensar que la libertad, la propiedad y los derechos más elementales van a estar en manos de jueces delegados de Insfrán, Capitanich o Kicilllof, hace poner la piel de gallina”.

En el caso del Interbloque Provincias Unidas, va a ser clave la votación de Weretilneck y de Solaria Quintana, ya que integran dos bloques que forman parte del espacio opositor. Sartori señaló el jueves: “Estamos en la misma, como lo que fue la boleta única, no es el momento de debatir estos temas. El ciudadano común quiere saber cómo llega a fin de mes. Vamos a crear una corte Suprema con 25 miembros y cuanto es el desembolso para ello”.

Desde el Interbloque Federal, Graciela Camaño opinió en diálogo con Diputados TV que “hay que ver qué es lo que definen los senadores primero porque vamos a hacer la Cámara revisora. De repente me hablan de 25 y digo que  están locos. Con 5 tenemos este problema, incluso a uno no lo han podido nombrar. Hace tantos años que tenemos la Defensoría del Pueblo vacante. Hemos tenido desde el año 1994 hasta acá un solo defensor. ¿Cómo vamos a ponernos de acuerdo para nombrar 25 personas?”, opinó. «