La Subsecretaría de Comercio Interior informó a través de un comunicado que no autorizó un nuevo aumento para las empresas de medicina prepaga a partir de enero de 2017. Por tal motivo, desde Defensa del Consumidor avisaron que las facturas que lleguen con incremento en las tarifas no deberán ser abonadas.

La comunicación desde el organismo llegó luego de que algunas empresas enviaran cartas a sus afiliados en las que les informaban sobre un aumento en las tarifas. En ese sentido, el texto explica que “los aumentos de medicina prepaga deben informarse a los usuarios con 30 días hábiles de anticipación, tal como expresa la ley 26.682 de servicios de medicina prepaga y en la carta debe informarse con fecha fehaciente el día y mes de envío y desde qué fecha regirá el aumento informado. Las cartas que no exprensan la fecha concreta, no tienen validez, y por ende, no hay que abonar ese monto mal informado”.

En ese sentido, se informó que los usuarios que hayan recibido notificaciones sin fecha concreta pueden contactarse al 0-800-666-1518 para realizar los reclamos correspondientes.

La notificación de la Subsecretaría viene a traer algo de alivio al bolsillo, en un servicio que a lo largo de 2016 aumentó en cuatro ocasiones -la última en octubre- para un incremento total de 43,5%.