Municipios bonaerenses rechazan a Farmacity

Concejos deliberantes de Lomas de Zamora y Avellaneda, entre otros, plantearon que la firma no debe instalarse en la provincia.
14 de Octubre de 2017

Distintos concejos deliberantes del Gran Buenos Aires y del interior provincial se manifestaron en los últimos días a favor del sostenimiento de la Ley 10.606, que regula la instalación y funcionamiento de las farmacias en el territorio bonaerense, con lo cual se manifestaron en contra de la instalación de la cadena de farmacias Farmacity.

Ello sucede mientras la gobernadora provincial, María Eugenia Vidal, asegura haber tomado distancia del caso para evitar "un conflicto de intereses". 

En el caso de Lomas de Zamora, el Concejo Deliberante local emitió una resolución por unanimidad en la que "se repudió el accionar de la empresa Farmacity", según explicó a Tiempo Santiago Beto Carasatorre, presidente del legislativo municipal.

"Queremos que se cumpla con la legislación vigente, porque de lo contrario nos estarán avasallando con un esquema comercial que privilegia la ganancia a partir de la venta de medicamentos y en contra de los intereses de los vecinos."

En el mismo sentido se manifestó el Consejo Deliberante de Avellaneda. Ese cuerpo aprobó un proyecto de comunicación destinado al presidente de la Corte Suprema de Justicia de la Nación, Ricardo Lorenzetti, en el cual manifestó su preocupación por la "insistencia de querer instalarse en la provincia de Buenos Aires" de Farmacity. Además, solicitó al máximo tribunal que haga cumplir la Ley 10.606.

Tratamientos similares se dieron en las legislaturas de los municipios de Junín y Rivadavia. El tema, además, ya está planteado en San Fernando y Morón, entre otros.

Los farmacéuticos bonaerenses vienen de protagonizar un abrazo simbólico al edificio de la Corte Suprema de Justicia de la Nación, que está próxima a emitir un fallo a pedido de Farmacity que alega recibir un tratamiento tributario desigual en el territorio bonaerense, razón por la cual no puede instalarse en ese territorio.

Isabel Reinoso, presidenta del Colegio de Farmaceúticos de la Provincia de Buenos Aires, le dijo a Tiempo que esperan que la Corte los reciba antes de emitir su fallo.

En tanto, la gobernadora Vidal intentó mostrarse prescindente ante el problema planteado por Farmacity, cuyo dueño era hasta diciembre de 2015 el actual vicejefe de Gabinete, Mario Quintana.

En una entrevista en América TV emitida anteayer, aseguró que "yo nunca hablé con la Corte de este tema ni lo voy a hacer. La decisión va a ser de la Corte. Ni a favor ni en contra". Su comentario recibió el rechazo de los farmacéuticos y especialistas en salud de la provincia.

En tanto, el defensor del Pueblo provincial, Guido Lorenzino, se presentó como amicus curiae ante la Corte Suprema con una posición contraria a la instalación de Farmacity en Buenos Aires. «

Esta nota fue posible gracias al apoyo de nuestros lectores.

Su aporte nos permite hacer periodismo sin condicionamientos. El sueño de un medio libre no es solo nuestro.

SEAMOS SOCIOS