Trabajadores y trabajadoras de empresas recuperadas y de la economía popular se encadenaron este miércoles a las puertas del Banco Central, en el microcentro porteño, contra la política económica del gobierno nacional.

“Decimos basta al saqueo y a la destrucción que está sufriendo la sociedad argentina. La profunda crisis económica, política y social actual no se aguanta más y no estamos dispuestxs a ser cómplices de la agonía de nuestro pueblo”, señalaron en un comunicado firmado por el Movimiento Nacional de Empresas Recuperadas (MNER) y Organizaciones Libres del Pueblo (OLP).

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE

...

“Tomamos la decisión de encadenarnos ante las puertas del BCRA después de infructuosos pedidos de audiencia al presidente Guido Sandleris. Tiene tiempo para recibir a bancarios, fugadores seriales y toda lacra financiera que pase por Reconquista 216, pero no para los trabajadores y las trabajadoras que perjudican”, explicaron.

Las organizaciones indicaron que “cada día que Mauricio Macri continúa en el gobierno significa más hambre, más desempleo y mayor descomposición del tejido social, dejando particularmente vulnerables a las mujeres y a la juventud”, y llamaron a “todas y cada una de las organizaciones sociales, políticas y sindicales a convocarse junto al pueblo a exigir la renuncia de Macri para evitar el caos económico en el que sumido a nuestra patria”.

En ese sentido, exigen la suspensión del pago de toda deuda, que no se toque un dólar de la reserva, suspensión del contado con liquid y liquidación inmediata de los dólares ingresados por las exportaciones.