Comenzó el debate por la ampliación de la Corte Suprema de Justicia en el Senado de la Nación. En el marco del plenario de las comisiones de Asuntos Penales y Justicia se escuchó la palabra de los autores de los proyectos presentados y se pasó a un cuarto intermedio para el próximo miércoles al mediodía.  

En el inicio del debate, la senadora neuquina por el Frente de Todos Silvia Sapag informó sobre la presentación de un proyecto de ley propio que propone un máximo tribunal compuesto por 15 magistrados. “No sólo hay que debatir la cantidad de miembros sino también de la calidad (idoneidad moral, técnica, democrática como en derechos humanos)”. Asimismo, propuso establecer cinco regiones y que dos de las audiencias sean realizadas en ciudades del interior.  

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE

Luego tomó la palabra el puntano Adolfo Rodríguez Saá. Defendió la discusión y aclaró que “no tiene que ver con la política sino con la estrategia nacional de qué país queremos tener”. Además, reveló que, en 2016, cuando el ex presidente Mauricio Macri intentó designar dos ministros de la Corte por decreto-Horacio Rosatti y Carlos Rosenkrantz-le planteó la necesidad de ampliar el tribunal y que Macri le respondió que no tenía inconvenientes. 

El senador defendió su proyecto para ampliar el Máximo Tribunal a nueve  miembros y mencionó que sólo en Uruguay la integración es de cinco. “En EEUU son 9; en Brasil, 11; en Colombia, 23; en Chile, 21; en Italia, 15; en México, 11; y en Alemania, 16”, informó. 

Por su parte, la riojana Clara Vega, del monobloque Hay futuro Argentina, que ahora suele votar con el oficialismo, se refirió a su iniciativa al contar que “fue un proyecto que se presentó en el 2021 cuando tuvimos conocimiento de la renuncia de la última mujer que integró la Corte”. “Más allá del número que se decida, proponemos que las mujeres integren en paridad este organismo”, agregó. 

El rionegrino Alberto Weretilneck, autor de otro de los proyectos que propone llevar la Corte a 16 jueces, crítico a “quienes consideran que el debate por la ampliación no es un tema de la agenda”. “Cuantos menos jueces es mucho más fácil coordinar sus ideas, sus fallos. Son más susceptibles de ser presionados, cooptados. Cuantos más jueces, mayor pluralidad y democracia», indicó el titular de Juntos Somos Río Negro, también aliado del oficialismo. 

Weretilneck destacó la importancia del federalismo: “Los temas nuestros del interior están totalmente ausentes de la agenda de la Corte. Es necesario que tenga la mirada federal que tienen todos los organismos del Estado. Porque hoy ha quedado con la mirada centralista”. 

Desde Juntos por el Cambio pocos fueron los representantes que participaron del encuentro. Entre ellos el senador cordobés Luis Juez. Criticó el debate y lo calificó de “inoportuno”. Habló de “hipocresía”. “Hace una semana destruimos todos los compromisos y acuerdos que habíamos suscripto”, dijo, en referencia a la división del bloque oficialista que le quitó la posibilidad de ocupar un lugar en el Consejo de la Magistratura como miembro del PRO. “Vamos a sentarnos acá a discutir qué Corte queremos, llenarnos la boca hablando de federalismo, cuando no hemos podido sostener nuestros propios compromisos”, insistió el opositor.

Esta definición motivo que el senador kirchnerista Oscar Parrilli le saliera al cruce. El neuquino recogió el guante: “Acá no se ha roto ninguna palabra. Por lo menos nosotros no hemos roto ninguna palabra. Uno podrá estar de acuerdo o no con las actividades que hace un bloque. Usted dice ‘no soy hipócrita, ustedes son hipócritas. Me parece que se ha excedido en eso”, apuntó Parrilli. “Deje de hacerse el vivo”, remató.