Remojar unos 150 g de pan integral duro desgranado, sin corteza, en una mezcla de 1 cucharadita de canela, 25 cc de leche condensada y un chorro de agua mínimo para aligerar.

Los veganos pueden usar leche de avena o de almendras, cancelando el agregado de agua, y sumando un poquito más de dulce en forma de azúcar, miel o lo que prefieran.

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE

Agregar una pera MUY madura pelada y pisada. El jugo de la pera se mezcla con los demás líquidos para hidratar el pan, por eso es bueno usar leche condensada en lugar de leche común. Dejar reposar unas dos o tres horas.

Agregar un huevo apenas batido y un toque de sal. Los veganos, reemplacen el huevo con chilinaza.Sumar una cucharadita de nueces picadas y otra de pasas negras. Mezclar bien.

Precalentar el horno a 160°. Rellenar los moldecitos, con el fondo previamente cubierto con una cucharada de miel (graaaaaan truco para evitar el uso de caramelo, difícil, peligroso, complicado para la salú…). Llevar al horno en baño María, alrededor de media hora. Todo depende del horno y el ambiente: la prueba del palito seco es un básico que resuelve cualquier duda: si no sale limpio, es que falta un ratito más.

¡Desmoldar en frío para que no se desarmen!

INGREDIENTES

l 150 gramos de pan integral duro desgranado, sin corteza

l 1 cdita. de canela

l 25 cc. de leche condensada

l Agua c/n

l 1 pera muy madura

l 1 huevo

l 1 cdita. de nueces picadas

l 1 cdita. de pasas negras

l 1 cdita. de miel

l Sal c/n