Apareció cercado el predio para construir un estadio-shopping en La Boca

Había sido rechazado hace menos de dos meses por el Juez Guillermo Scheibler pero un cambio de juzgado le permitió avanzar al club. Asociaciones vecinales convocan a una asamblea abierta.
15 de Enero de 2018

Un nuevo episodio volvió a encender la alarma esta mañana en el vínculo entre los vecinos de La Boca y la actual administración del popular club del barrio, Boca Juniors, a partir del trabajo de cerramiento con alambrados del predio conocido como Casa Amarilla, un espacio público que se encuentra bajo litigio judicial. A partir de eso distintas agrupaciones vecinales convocan para hoy (lunes 15 de enero) a las 18 horas a una asamblea abierta en defensa del campito, que se realizará en la intersección de las calles Blanes y Martín Rodríguez.

En su comunicado de prensa, las asociaciones de vecinos denunciaron este “nuevo atropello al espacio público del barrio de La Boca”, informando que durante la mañana de hoy el club Boca Juniors “comenzó a cerrar con alambrado los campitos de Casa Amarilla, bajo el argumento de que la Cámara Contencioso de la Ciudad ordenó, a fines de diciembre, remitir el expediente a otro juzgado (el 11 de la jueza Paola Cabezas Cescato) y declarar la nulidad de lo actuado por el juzgado 24 a cargo del juez subrogante [Guillermo] Scheibler”.

El juez Scheibler había sido quien a fines del último mes de noviembre había rechazado un pedido del club para vallar y cerrar el predio ubicado entre las calles 20 de septiembre, Palos, Martín Rodríguez y Blanes. El departamento jurídico de Boca Juniors argumentaba que el pedido obedecía a razones “preventivas”, a lo que el magistrado respondió que el Gobierno porteño es el único facultado para garantizar la seguridad en cualquier terreno público.

No se trata de la única irregularidad inmobiliaria registrada en los últimos tiempos en el barrio de La Boca, y en particular en propiedades linderas al club, uno de los más poderosos de la Argentina. En su edición del domingo 23 de abril de 2017, Tiempo Argentino daba cuenta del infrecuente incremento en la cantidad de juicios de desalojo realizados en propiedades ubicadas en la zona que rodea al estadio del club, la popular Bombonera, y dentro del llamado Distrito de las Artes.

Noticias relacionadas: "La Boca, eje de la elitización que impulsa el PRO"

Las agrupaciones vecinales, entre ellas la multisectorial La Boca Resiste y Propone, afirmaban por entonces que dicho impulso inmobiliario, que incluye desgravaciones impositivas y la exención de pagos a las empresas, se producía a la par de la venta a Boca de los terrenos públicos de Casa Amarilla para construir en el futuro un estadio-shopping, a cinco cuadras de La Bombonera. "Sabemos que hay dirigentes de Boca vinculados a los remates judiciales. Gran parte de la dirigencia son funcionarios o legisladores. Es total la vinculación entre Boca, el gobierno y el Distrito de las Artes", denunciaba en aquel momento Luciano Caldarelli, miembro de la agrupación de hinchas del club Boca es Pueblo.

Justamente el juez Scheibler había frenado las obras iniciadas por Boca Juniors en el predio público de 3,2 hectáreas conocido como Casa Amarilla a partir de un pedido de amparo y hasta tanto se determinara la legalidad de la venta de dicho espacio público al club. Decisión que ahora ha quedado en suspenso a partir del cambio de juzgado, permitiendo que la administración de Boca avanzara esta mañana con sus pretensiones de ocupar y cerrar el terreno en disputa. Por eso las organizaciones convocan a la mencionada asamblea abierta de vecinos que se realizará, como se ha dicho, hoy a las 18 en Blanes y Martín Rodríguez.

Esta nota fue posible gracias al apoyo de nuestros lectores.

Su aporte nos permite hacer periodismo sin condicionamientos. El sueño de un medio libre no es solo nuestro.

SEAMOS SOCIOS