Marcha en Catamarca por la nena de 13 años drogada y violada que luego se ahorcó

Vecinos de la chica se concentraron frente al Hospital de Niños de la ciudad y llegaron a Plaza de Mayo al ritmo de los tambores. En 2017 hubo más de un femicidio por día en el país.
14 de Febrero de 2017

Se realizó la marcha en reclamo de justicia por el caso de Luz Villafañez, la nena de 13 años que fue drogada, violada, y luego se ahorcó en Catamarca. Un caso que sucede en un contexto de violencia de género generalizada: en lo que va del año se cometió más de un femicidio por día. Por eso, Jaqueline Quevedo, la madre de la adolescente, se queja: “La Justicia es cómplice de lo que le pasó a mi hija".

La concentración se realizó el lunes a las 19 horas en el Hospital de Niños de Catamarca, donde la adolescente fue atendida luego del ataque sexual. Desde allí miles de mujeres marcharon al ritmo de los tambores agitando “las pibas que vos violaste van a volver”, hasta llegar a la plaza 25 de Mayo. Los familiares y allegados de Luz participaron de la movilización, acompañados por varios movimientos feministas y demás organizaciones sociales: #NiUnaMenos fue la consigna.

El clima general en la movilización fue de tristeza. Además de pedir justicia por Luz, el reclamo en Catamarca fue mucho más integral: la manifestación reclamó que se termine el machismo en el poder judicial para que ningún caso quede impune. La demanda es que se produzca un cambio cultural urgente.

Luz fue drogada y violada la noche del 12 de noviembre de 2016. Por la mañana, cuando su madre llevó a su hermano al colegio, la chica le avisó que visitaría a una amiga, a unas cuantas cuadras de su hogar. Más tarde, otro de sus hermanos la vio por la calle con una mujer más grande y, preocupado, le preguntó a Jaqueline si la adolescente ya había regresado. 

Por la noche, cuando Luz seguía sin regresar, su madre salió a buscarla y pidió ayuda en la comisaría local, donde no le tomaron la denuncia: entre malos tratos, le dijeron que no pasaba nada grave. Luz recién regresó a su casa a las 7 de la mañana del domingo. Estaba mareada y tenía marcas de chupones en el cuello. La noche anterior, la amiga a la que había visitado la llevó al cumpleaños un amigo suyo: el joven de 17 años es quien presuntamente la drogó con psicofármacos y la violó. 

Al ver el estado de su hija, la madre la llevó primero a la comisaría y luego al hospital. En ambas instituciones la trataron con indiferencia. Al regresar a su hogar, la chica se encerró en su cuarto. Horas más tarde, luego de ir a buscar a su hermano a la casa de los abuelos, Jaqueline la encontró colgada de un árbol: se había ahorcado con la corbata del colegio y la cadena de una bolsa de boxeo.

Según estadísticas del Instituto de Políticas de Género Wanda Taddei, en los primeros 43 días de 2017 se cometieron 57 femicidios en el país.

Esta nota fue posible gracias al apoyo de nuestros lectores.

Su aporte nos permite hacer periodismo sin condicionamientos. El sueño de un medio libre no es solo nuestro.

SEAMOS SOCIOS

móvil:N