Tráfico de influencias: sin citarlo a declarar, Casanello sobreseyó a Angelici

De esta manera se cayó la denuncia pública de Lilita Carrió, quien había dicho que el presidente de Boca era el operador del gobierno del Tribunales. Por esta causa, Oyarbide podría ser investigado por falso testimonio.
17 de Noviembre de 2017

El juez federal Sebastián Casanello sobreseyó este viernes al presidente del Club Boca Juniors, Daniel Angelici, en el marco de una causa en la que se lo investigaba como presunto operador judicial del Gobierno nacional.

El magistrado determinó que no hay pruebas suficientes para avanzar en la investigación y llamar a Angelici a indagatoria, tal como había solicitado el fiscal Federico Delgado en dos oportunidades, informaron fuentes judiciales.

"Se han agotado todas las medidas probatorias imaginables y factibles sin que se hayan podido verificar las hipótesis delictivas posibles frente al supuesto de imputación. No hubo medida de prueba pedida por el Fiscal que no se hiciera", sostuvo el juez.

La causa se inició a principios de 2016 a raíz de una denuncia de un abogado particular en base a declaraciones periodísticas de la diputada nacional Elisa Carrió (Cambiemos) sobre Angelici y se orientó a determinar si el presidente de Boca había intercambiado favores con el ex juez Norberto Oyarbide para que renunciara.

"Las palabras del propio protagonista (Oyarbide) revelan que su decisión personal había estado motivada en el deseo de privilegiar su tranquilidad ante las circunstancias imperantes en ese momento", sostuvo Casanello en el fallo al que accedió Télam.

“Mi desempeño como magistrado en el Juzgado Federal 5 se había tornado de imposible cumplimiento pues caían sobre mi escritorio, si me disculpan la metáfora, lluvias de pedidos de juicio político, todos procedentes de una misma y única persona, que es quien concede la nota y de la que se hace eco el Fiscal, hago referencia a la señora Elisa Carrió", había declarado Oyarbide.

En esta causa declararon, por ejemplo, los mozos del restaurante Carletto, de Puerto Madero, que negaron que Oyarbide y Angelici hubieran compartido una mesa, algo que había declarado Carrió en una entrevista televisiva.

En marzo del año pasado Delgado había requerido por primera vez la indagatoria de Angelici, luego de que Carrió lo señalara en entrevistas con distintos medios como el "operador" del Gobierno en la justicia federal.

La investigación de Delgado se centró en la decisión de Norberto Oyarbide de dejar su cargo de juez federal: el fiscal sostuvo que la renuncia del magistrado, finalmente presentada el 7 de abril, fue producto de una charla que mantuvo con el presidente del club xeneize.

“En el mes de diciembre de 2015 el ex juez Oyarbide manifestó su intención de jubilarse. Sin embargo, tiempo después habría cambiado de opinión. Nuestra conclusión es que Oyarbide finalmente había optado por mantenerse en su cargo. Pero cambió luego de hablar con Daniel Angelici”, escribió Delgado la segunda vez que pidió la indagatoria.

En el marco de este expediente Oyarbide declaró como testigo y dijo que no conocía a Angelici, lo que le valió una denuncia por falso testimonio luego de que se demostrara que el presidente de Boca había asistido a un cumpleaños del ex magistrado al que fueron sólo 30 invitados.

Esta nota fue posible gracias al apoyo de nuestros lectores.

Su aporte nos permite hacer periodismo sin condicionamientos. El sueño de un medio libre no es solo nuestro.

SEAMOS SOCIOS