El presidente Alberto Fernández convocó a que Latinoamérica se constituya en “un continente unido para poder enfrentar el desafío que se viene” y superar los impactos del coronavirus, al brindar este mediodía una conferencia magistral en la sede de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL) en Santiago de Chile.

“La pandemia es mucho más que una enfermedad que se ha llevado vidas, la pandemia ha dejado al descubierto la insuficiencia de un sistema”, dijo y llamó a “barajar y dar de nuevo” en las sociedades latinoamericanas.

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE

“No hablo de la insuficiencia del capitalismo, sino de recrear un capitalismo más humanitario. Porque este capitalismo de los derivados financieros, donde fortunas se hacen en minutos simplemente por apostar a un bono o a una acción, la verdad es que hace ricos a muchos, pero posterga a millones de seres humanos en el mundo”, reflexionó al brindar su discurso en la Sala Raúl Prebisch.

Fernández indicó que la pandemia visibilizó que “las bases económicas no eran sólidas, las bases sociales eran débiles, la injusticia existía y quedó al descubierto que la desigualdad era un problema que se expuso en su modo más perverso”.

También lee: El presidente llamó a la unidad de América Latina en medio de la pandemia

“Para salir la unidad del continente es central. Gobernar la Argentina no es cosa fácil, pero en un mundo globalizado, donde la necesidad del multilateralismo se impone cada vez más, nosotros necesitamos ser un continente unido para poder enfrentar ese desafío que se viene”, afirmó.

Fue entonces que llamó a construir “un multilateralismo que parte del principio de solidaridad” como alternativa a visiones hegemónicas o bipolares.

Además, destacó el rol de la educación pública, de la universidad gratuita y de la inversión en la ciencia y tecnología en el desarrollo de la región, y del lugar que ocuparon para poder dar respuesta a la pandemia.

También lee: Alberto en Chile: el objetivo estratégico de un cableado transpacífico para interconexión sur-sur

“Las riquezas de las sociedades ya no están ni en la plata, ni en el oro, ni en el petróleo, ni en el cobre, ni en la soja, ni en el trigo, la riqueza de las sociedades está en el conocimiento”, afirmó.

Destacó la importancia de tener una agenda ambiental y de contemplar las políticas de igualdad de género en el camino de la reconstrucción de las economías y las sociedades post pandemia.

El Jefe del Estado argentino estuvo acompañado por Alicia Bárcena, titular del organismo dependiente de la ONU responsable de promover el desarrollo económico y social de la región, con quien antes había sostenido un encuentro privado.

“Juntos compartimos que la igualdad, la sostenibilidad, la solidaridad y la cooperación internacional son esenciales y claves para avanzar hacia una recuperación transformadora, que garantice a nuestros pueblos los derechos que por décadas han demandado y que hoy con un imperativo moral, social y político”, había dicho la responsable de la CEPAL.

El Presidente tuvo palabras de elogio para Chile y el proceso para reformar su Constitución. “Vayamos por nuevos caminos, olvidemos los transitados, construyamos nuevos caminos, que ese es el camino para una sociedad más justa y más igualitaria”, completó.



Asistieron también al evento el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero; el canciller Felipe Solá; el embajador argentino en Chile, Rafael Bielsa; los ministros de Defensa, Agustín Rossi, y de Salud, Ginés González García; el Secretario General de la Presidencia, Julio Vitobello; el Secretario de Comunicación y Prensa, Juan Pablo Biondi, y la Asesora Presidencial, Cecilia Nicolini.