El secretario general de La Fraternidad, Omar Maturano, sostuvo que el paro de actividades que se desarrolla desde este viernes en los ramales Retiro-Tigre y el de Victoria a Capilla del Señor continuará hasta el lunes próximo en reclamo de medidas de seguridad e, incluso, podría ampliarse a otras líneas.

El problema surgió tras la ocupación de terrenos en los talleres de la estación Victoria, en la provincia de Buenos Aires ya que la presencia de familias en ese sector afecta “de manera directa” la vía que se utiliza para el abastecimiento de materiales, indicó el gremio en un comunicado.

“El personal ferroviario está en riesgo ante los permanentes hechos de inseguridad en las playas de maniobras de la estación Victoria. El lugar está ocupado de forma ilegal por personas ajenas a la empresa”, señaló.

“La decisión adoptada por el gremio no implica una medida de fuerza, sino de protección a la integridad física de los trabajadores y la seguridad del material e infraestructura en riesgo”, agregó La Fraternidad.

La toma de los terrenos se realizó el domingo por la noche, cuando unas 20 familias se instalaron a pocos metros de la estación Victoria, partido de San Fernando. Como se trata de terrenos federales, pertenecientes a la empresa Trenes Argentinos, interviene la justicia federal.

Desde la empresa informaron que el sector ocupado es el campamento de Vías y Obras y que afecta de manera directa la vía que se utiliza para abastecer de materiales al tren de trabajo de los ramales Tigre y Capilla del Señor.

En declaraciones a El Destape Radio, Maturano explicó que “esta medida la estamos tomando por falta de seguridad no podemos brindar el servicio en estas condiciones y el lunes vamos a extender la medida a otros ramales si la situación no cambia”.

El dirigente explicó que “estas personas tomaron una de las playas de maniobra y no podemos armar los trenes. Tenemos miedo de arrollar a alguien”, dijo, y agregó: “En nuestra actividad se arrollan tres personas por día. No queremos arrollar más”.

“El lunes vamos a ampliar la medida de fuerza a otras líneas”, advirtió Maturano, y destacó que “si no se resuelve, vamos a ir extendiendo la medida a todo el país”.

Por otra parte, contó que “hay alrededor de 120 trabajadores contagiados de coronavirus, dos trabajadores muertos en la Unión Ferroviaria y dos en la Fraternidad”.