El gobierno nacional trabaja en un proyecto para llevar al “circuito formal” a los trabajadores de la economía social, a través de su registro como monotributistas productivos, lo que implicará facilidades en el pago de las cargas durante los primeros años y acceso a jubilación y cobertura de salud.

Así lo confirmó la portavoz gubernamental, Gabriela Cerruti, quién precisó que con ese fin el presidente Alberto Fernández se reunió con varios de sus ministros en la Casa Rosada.

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE

“Es un proyecto que están trabajando varios ministerios con la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP), para aquellas personas que quieran pasar de la economía social a registrarse como monotributistas”, dijo Cerruti a la prensa acreditada en Casa de Gobierno.

Agregó que “es un incentivo muy fuerte para que la economía social se registre”, pero dejó claro que no se está hablando de “gente que pasa del plan social al trabajo”, porque es gente que “ya trabaja en la economía social”, y cuya necesidad es ser parte de “un circuito formal”.

Cerruti explicó que “no hay anuncio”, sino que se trata de “un proyecto en el que están trabajando varios ministros con la AFIP”.

Detalló que el proyecto contempla que “durante los primeros años, con diferentes variables, se les descuenta el 90 o 95 por ciento de lo que tendrían que pagar” y que, “a partir del segundo año, empiezan a pagar la jubilación y luego las otras cargas”.