Hasta un tercio de los 15 mil contribuyentes obligados a pagar el impuesto a la riqueza se presentó en los tribunales para evitarlo. Desde Afip le dijeron a Tiempo que esperan el alud de amparos. “A la Afip la Justicia hasta ahora solo le corrió vista de 80 casos pero, de acuerdo a lo que dicen los estudios de abogados y contadores en los medios, es plausible que haya muchos más”, expresó una fuente del organismo recaudador.

Se estima que la Afip tendrá los números finales de las personas que pagaron el tributo antes del primer vencimiento, sucedido el viernes pasado, este mismo fin de semana. Ahora se abre una nueva etapa: “Ayer (por anteayer) fue la fecha de pago del aporte, pero igualmente hasta el 28 de abril pueden seguir ingresando al plan de pagos. Además de que siempre hay remolones”, agregó la fuente.

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE

Con respecto de los montos ingresados al viernes, desde Afip indicaron que los pagos “movieron mucho la aguja”. Una semana atrás había trascendido que ya había pagado el tributo el 10% de los alcanzados, y eso era considerado un “dato positivo”.

Los que no

El listado de los que ya presentaron sus amparos incluye nombres conocidos y no tanto. Del primer grupo se destacan los directivos y accionistas del Grupo Clarín y de Cablevisión Holding Héctor Magnetto, José Aranda y Lucio Pagliaro. El listado incluye también al futbolista Carlos Tévez y los empresarios Alejandro Saguier, Constancio Vigil, Artín Kalpakian, Eduardo Kalpakian y Cristiano Rattazi, entre otros.

El contador César Litvin, del estudio Lisicky, Litvin y Asociados, le dijo a La Nación que era esperable que hubiera mucha judicialización porque el impuesto es “exorbitante” y hay “desconfianza en el uso que se les dará a esos fondos”.

Las claves

La Ley de Aporte Solidario y Extraordinario de las grandes fortunas se aprobó a principios de diciembre del año pasado y está destinada a los patrimonios superiores a los $ 200 millones. El objetivo es recaudar unos $ 300 mil millones. El mecanismo es por medio del cobro del 2% a los patrimonios de las personas físicas que hayan declarado hasta la fecha de la promulgación de la ley más de $ 200 millones. Esa tasa se eleva al 2,25% en casos de bienes por entre $ 300 y $ 400 millones, al 2,5% entre $ 400 y $ 600 millones, y al 2,75% cuando sea de $ 600 a $ 800 millones. La tasa sube al 3% cuando los patrimonios oscilen entre $ 800 millones y $ 1500 millones; al 3,25% para el rango de $ 1500 a $ 3000 millones, y a partir de esa cifra es del 3,5 por ciento. «