El director de Infraestructura Escolar de la provincia de Buenos Aires, Mateo Nicholson, presentó este viernes su renuncia al cargo luego de tomarse dos meses de licencia tras el audio que se filtró y en que pedía “inventar” los presupuestos de las cocinas para las escuelas. 

La dimisión fue aceptada por el director general de Cultura y Educación, Gabriel Sánchez Zinny, en una resolución que lleva su firma y que se conoció este viernes. Nicholson había quedado en el ojo de la tormenta en junio, tras la filtración de ese audio de Whatsapp, y volvió a quedar expuesto tras la explosión en la escuela 49 de Moreno en la que murieron la vicedirectora Sandra Calamano y el auxiliar docente Rubén Rodríguez. 

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE

Es el segundo funcionario que renuncia tras esa tragedia: el primero fue el interventor del Consejo Escolar de Moreno, Sebastián Nasif, quien había sido nombrado por Cambiemos en octubre del año pasado y ante quien la vicedirectora fallecida había realizado varios reclamos, sin respuesta, por el escape de gas en la escuela de la tragedia. 

Nicholson se hizo famoso tras el escandaloso mensaje de Whatsapp dirigido a una colaboradora suya que se filtró en junio. En ese audio el funcionario explicaba que tenía una reunión con la Gobernadora y que debía llevar el presupuesto de las cocinas: “Ahí me acaban de llamar que hay una reunión con María Eugenia (Vidal) el miércoles. Necesito mañana cerrar el tema de las cocinas, que yo sé que no lo tenemos listo, pero necesito inventar los presupuestos que nos faltan”, pedía. “Ponele el monto que vos calcular por metro, obviamente que no dé números redondos, no se, un millón cero cincuenta y cuatro”, indicaba antes de aclarar que “si después el presupuesto se modifica, no importa”. 

En la grabación el ex funcionario pedía sin vueltas “inflar” los precios de las obras: “Pasame las 79 cocinas con los montos, que dé alrededor de 80 millones, que fue lo que yo pasé, porque vos me habías dado que las primeras diecisiete el promedio daba 700.000 pesos y yo lo tiré para arriba y dije que nos iban a costar en promedio un millón, con lo cual 79 cocinas son 79 millones”. 

La presidenta del bloque de senadores provinciales de Unidad Ciudadana, Teresa García, denunció penalmente a Nicholson en la justicia tras la difusión de aquel audio. “Frente a la situación de absoluta vulnerabilidad y desamparo a la que se enfrentan diariamente miles de familias y la comunidad educativa toda, y en la mitad de un paro docente que revela la total impericia de las autoridades, entendemos que esta renuncia llega tarde y es a todas luces insuficiente”, sostuvo hoy García. 

Una vez más pidió la renuncia del ministro. “Insistimos en que debe ser el Director General de Cultura y Educación, Gabriel Sánchez Zinny quien debe dejar el cargo ya que él es el responsable de las políticas llevadas adelante por el gobierno provincial en el área educativa”, dijo y agregó: “Le exigimos a la gobernadora Vidal que no haya más dilaciones, porque lo que acá está en juego es la seguridad y la salud de miles de alumnos, familias y trabajadores que concurren a las escuelas de la Provincia”.