Tras el crimen de Leandro Alcaraz, se instalarán cámaras de seguridad en los colectivos

El gobierno bonaerense dará créditos a los empresarios para instalar los dispositivos. Así lo resolvieron en una mesa de diálogo entre Vidal, la UTA y los empresarios. Polémica por el número de efectivos de seguridad en La Matanza.
16 de Abril de 2018

La gobernadora bonaerense María Eugenia Vidal recibió a la conducción de la Unión Tranviarios Automotor (UTA) que mantuvo durante todo el día el servicio suspendido en el oeste del Conurbano para exigir justicia y mayores medidas de seguridad tras el crimen del colectivero Leandro Alcaraz. Desde el gremio aseguraron que se otorgarán créditos a las empresas de colectivos para que instalen cámaras de seguridad en los micros y que se reforzará el patrullaje en el gran Buenos Aires.

El encuentro se llevó adelante luego de que el secretario de Prensa del gremio, Mario Cagliari, desmintiera la convocatoria a un paro nacional. Del reciente encuentro participaron los ministros de Seguridad Cristian Ritondo y el de Infraestructura Roberto Gigante, el presidente del Banco Provincia Juan Curuchet y el director de Vialidad, Mariano Campos, además de los empresarios quienes se negaban a asumir los costos de la colocación de las cámaras en todos los micros, tal como lo disponía la ley 14897 aprobada a fines de 2016.

“Es lamentable que para que suceda esto se haya perdido un compañero, una vida, que es lo que más nos duele y nos preocupa”, dijo a Télam Roberto Fernández, el secretario general de UTA, en relación al asesinato del chofer de la línea 620 de colectivos ocurrido el domingo a la tarde en La Matanza.

Como se sabe, los compañeros de trabajo de Alcaraz junto a otros choferes de distintas líneas que circulan por la zona oeste del conurbano realizaron hoy un corte en General Paz, a la altura de la avenida Juan Bautista Alberdi. Más tarde, se movilizaron hacia la Municipalidad de La Matanza para exigir mayores medidas de seguridad, donde también se reunieron con la intendenta Verónica Magario.

“La inseguridad no sabe de grietas. Cuando un trabajador muere de forma tan dolorosa es porque el Estado llegó tarde o no llegó. Por eso estamos acá poniendo el cuerpo y dando la cara. Es muy triste el dolor de sus compañeros y familiares”, explicó la jefa comunal, quien agregó: "Basta. Ya basta por favor. Cuántas vidas más nos tienen que robar. Cuántas historias más tienen que quedar truncas. Por favor necesitamos de manera urgente más fuerzas de seguridad en La Matanza. Queremos que la Gobernadora bonaerense y la justicia hagan su trabajo de forma urgente. Hace dos años nos sacaron de La Matanza 1000 efectivos de Gendarmería Nacional. Nos dejaron solamente 140 gendarmes, que no alcanzan para nada. Donde se produjo este hecho funcionaba hasta hace dos años una base de Gendarmería Nacional; que se encargaba de hacer controles de requisa en los colectivos. Asimismo, en el año 2015 teníamos 4900 policías y hoy nos dejaron solamente 4200 policías, es decir: tenemos 700 policías menos que hace dos años. En Capital Federal tienen 28.000 policías para 2.800.000 habitantes; lo que equivale a un policía cada 100 habitantes. En La Matanza apenas tenemos 4200 policías; lo que equivale a un policía cada 524 habitantes". 

Por el crimen aún no hay detenidos. Fuentes judiciales indicaron a Tiempo que los asesinos podrían ser de la zona donde fue ejecutado el chofer. “Por ahora el expediente judicial cuenta con testigos indirectos que escucharon lo que otros dijeron abajo del colectivo. No declaró ninguna persona que estuviera en el transporte al momento del hecho”, contaron los voceros.

En base a lo que se pudo reconstruir, todo empezó cerca de las 18 del domingo, cuando dos jóvenes subieron al colectivo en San Justo, donde discutieron con el chofer porque no tenían consigo la tarjeta SUBE. De todas formas, los agresores continuaron viaje hasta que a la altura de Bueras y Concordia, en Virrey del Pino, ejecutaron a la víctima de dos balazos: uno en la cabeza y otro en pecho. Luego huyeron.

La ministra de Seguridad Patricia Bullrich analizó en declaraciones a América TV que “podría no ser un hecho de inseguridad. Es una hipótesis, por ahora no podemos adelantar nada más” y agregó que "esto tiene que ver con violencia, no hubo un intento de robo. Tiene que ver con índices de violencia que a veces tiene la sociedad y que muchas veces son aumentados por presencia de drogas y las armas ilegales".

Esta nota fue posible gracias al apoyo de nuestros lectores.

Su aporte nos permite hacer periodismo sin condicionamientos. El sueño de un medio libre no es solo nuestro.

SEAMOS SOCIOS