El Ministerio de Educación de la Ciudad de Buenos Aires les inició este martes un sumario a dos docentes y a la directora de la escuela “Carlos Della Pena” del barrio de Catalinas en La Boca, quienes organizaron el acto por el día de la Memoria, la Verdad y la Justicia.

El motivo fue la proyección de un vídeo en el que se justifica el terrorismo de Estado durante la última dictadura y se erige a los genocidas en términos de “héroes”. En el corto se escucha una voz en off que acompaña una animación con carácter de instrucción en el que entre flechas y cuadros se traza el mensaje en defensa de la dictadura. 

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE

“Este 24 de marzo, pedí que te enseñen la historia completa. En la década del ’70 la Argentina vivía día a día bajo atentados terroristas, matando a niños, civiles y miembros de las Fuerzas Armadas. La población no quería vivir más así; los terroristas ponían un promedio de 2 bombas al día, sin importar quiénes morían”. 

La subsecretaria de Coordinación Pedagógica y Equidad Educativa porteña, Andrea Bruzos, confirmó que apenas recibió la información sobre lo ocurrido “se inició un sumario a las docentes” y se las separó preventivamente del cargo “hasta que esto que sucedió esté claro”, y agregó que “estos son los pasos que hay que seguir”. 

Mientras en la escuela se realizaba una abrazo colectivo y se pegaban mensajes de Nunca Más en el establecimiento, con instalaciones de pañuelos blancos colgantes, en símbolo de Memoria y lucha, ambas maestras, y la directora del establecimiento ubicado en Braun Menéndez al 260 descargaban sus argumentos por la cartera que conduce Soledad Acuña y sus explicaciones de lo que generó la queja colectiva de los padres, madres y alumnos que tenían a cargo. 

En el establecimiento hubo declaraciones de Buscarita Roa, integrantes de Abuelas de Plaza de Mayo, explicando que esta proyección fue una “provocación” a la lucha por los Derechos Humanos y un retroceso, a la vez que padres confirmaron su apoyo desde la cooperativa de la escuela y exigieron una semana de la memoria (ver aparte). 

En declaraciones a radio Rivadavia, la subsecretaria Bruzos subrayó que lo sucedido “es aberrante, indignante, no es lo que se trabaja en las escuelas ni lo que está en el diseño curricular”. 

“No queremos que quede manchado el trabajo de los docentes que trabajan muy comprometidamente los derechos humanos en las aulas”, indicó Bruzos, y agregó que “ayer la directora envió una nota a los padres disculpándose, pero eso no es suficiente”, por lo que hoy “la ministra mandó una nota en el cuaderno de comunicación de los chicos para que se sepa de nuestro repudio a lo ocurrido”. 

Por último, Bruzos señaló que “no puede haber confusiones sobre este tema. Vamos a reflexionar sobre lo que sucedió con los alumnos y se trabajará también con organismos de derechos humanos”. La nota enviada por la directora señala en uno de sus párrafos que “fue inapropiado el video que se mostró en el acto ya que no deja en claro que los sucesos que acontecieron en la última dictadura militar son delitos de lesa humanidad imprescriptibles, cometidos desde el Estado según la Corte Penal Internacional, y por lo tanto exceden las lecturas partidarias”. 

Por su parte, la asociación cooperadora de la escuela repudió será acompañada por UTE- Ctera para realizar su abrazo. Germán, padre de uno de los alumnos de la escuela de La Boca, consideró que la maestra “tenía todo planeado” porque “había estado de licencia, volvió, y dijo: ‘Traje un material para poner’”. El hombre criticó que la directora de la escuela no haya interrumpido la proyección del video. 

“La directora dijo que no sabía del video, que se enteró cuando los chicos lo vieron. Dijo que no lo frenó porque no le parecía ético hacerlo”, señaló. “Uno se da cuenta, cuando empieza la marcha de San Lorenzo, que es un video tendencioso que defiende explícitamente el terrorismo de Estado”, subrayó Germán.