El presidente Alberto Fernández encabeza este miércoles a las 11.30, en el municipio bonaerense de Ensenada, el lanzamiento del Programa Reconstruir, destinado a finalizar la construcción de 55 mil viviendas con una inversión de 110 mil millones de pesos. El acto reúne a las principales figuras de la coalición de gobierno tras el fallo de la Corte Suprema en beneficio de Horacio Rodríguez Larreta, quien desafió las medidas sanitarias en plena segunda ola e intenta imponer la presencialidad en las escuelas. 

Fuentes del Senado confirmaron a Tiempo que la vicepresidenta hablará durante el acto, en lo que será su segunda aparición pública para hablar del fallo de la Corte. Este lunes Cristina Fernández había opinado a través de su cuenta de Twitter, en donde afirmó: “está muy claro que los golpes contra las instituciones democráticas elegidas por el voto popular, ya no son como antaño. Un rato más tarde, también habló el presidente, en un acto junto a Axel Kicillof, en donde entregaron 65 netbooks para estudiantes. “Me apena ver la decrepitud del Derecho convertida en sentencias”, sostuvo el mandatario. 

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE

El acto será la presentación de la iniciativa, destinada a finalizar la construcción de viviendas cuyas obras han sido paralizadas o abandonadas en todo el país desde el año 2016 y que formaban parte de diferentes planes o programas de viviendas con financiamiento del Estado Nacional, se financiará a través de la Ley 27.613 de Incentivo a la Construcción Federal Argentina y Acceso a la Vivienda, aprobada por ambas cámaras en el Congreso Nacional en febrero pasado.

También podés leer:
Jorge Ferraresi: “La política de vivienda no la debe definir el sistema financiero sino el Estado”

El mandatario estará acompañado además por el presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Massa; el gobernador de la provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof; el ministro de Desarrollo Territorial y Hábitat, Jorge Ferraresi; y el intendente local, Mario Secco.

Fuentes oficiales aseguraron que “la reactivación de estas obras permitirá movilizar la economía a partir de los mercados locales de materiales e insumos para la construcción, promoverá la incorporación de mano de obra y la reinserción social y laboral y contribuirá al desarrollo de soluciones habitacionales que mejoren las condiciones de hábitat, vivienda, infraestructura básica y equipamiento comunitario en todo el país”.