El diputado nacional de Juntos por el Cambio por Formosa, Ricardo Buryaile fue denunciado por viajar en avión desde Resistencia hasta la ciudad de Buenos Aires con un resultado positivo de Covid-19. El diputado macrista negó haber sabido que tenía coronavirus al momento de volar. 

La diputada nacional del Frente de Todos por Formosa, Graciela Parola sostuvo que el diputado Buryaile “viajó hasta Buenos Aires con diagnóstico de COVID positivo”. Además, la legisladora reprochó a la oposición que haya promovido las aglomeraciones y la desobediencia civil en un contexto de circulación comunitaria del virus en las localidades con más habitantes de la provincia.

El diputado macrista que había viajado a Formosa para participar de las marchas contra las medidas sanitarias de la provincia, lo desmintió. “¡Otra Burda Mentira! El 19/3 me hice un test de PCR que dió negativo. El 23/3 me hisopé para participar de la sesión en Diputados antes de viajar a Bs As. El resultado no se informó en el acto, por eso cuando viajé, la página del Gobierno de Formosa indicaba ´NO CARGADO’ (2/3)”.

Por su parte, la diputada nacional Fernanda Vallejos, también del Frente de Todos, presentó un proyecto de ley que propone endurecer las penas y las multas contempladas en el Código Penal para “evitar conductas irresponsables de infractores de las medidas de protección en materia de salud pública, que pongan en riesgo la salud y la vida de la población en el marco de la pandemia de la Covid-19”.

El Código Penal establece cuáles son los delitos contra la salud pública y sus respectivas multas en los artículos 202 y 203, mientras que el artículo 205 establece las penas y multas para quien violare las medidas adoptadas por las autoridades para impedir la introducción o propagación de una epidemia.

Para los dos primeros artículos y a tono con las sanciones duras que aplicaron otros países, el proyecto de Vallejos refuerza las penas y las multas, mientras que para el artículo 205 propone duplicar las sanciones vigentes si la violación se produce en el marco de una pandemia declarada por la Organización Mundial de la Salud (OMS) o de una emergencia sanitaria establecida por el Poder Ejecutivo Nacional, como ocurre en la actualidad.

“Es imperioso y urgente el tratamiento del proyecto frente a la suba de casos en países limítrofes y la mayor circulación de variantes del virus SARS-CoV-2, ante la amenaza y el riesgo sanitario sin precedentes que enfrenta nuestro país, especialmente ante el ingreso de las variantes provenientes de Brasil, Reino Unido y África y el notable aumento de casos en Brasil, Chile, Uruguay y Paraguay, a efectos de proteger la salud pública, obligación inalienable del Estado Nacional en esta pandemia”, afirmó la legisladora en los fundamentos de la iniciativa. El proyecto de Vallejos fue acompañado por más de quince representantes del bloque oficialista.