Como jugador, Guillermo Barros Schelotto solía estar atento a todo lo que pasaba dentro y fuera de la cancha durante un partido. Como entrenador el Mellizo mantiene esa conducta. En la conferencia de prensa previa a la semifinal de vuelta de la Copa Libertadores que se jugará el próximo jueves ante Independiente del Valle, Guillermo se enojó con un periodista que comentó por lo bajo su disconformidad con una respuesta del DT.

Al técnico de Boca le consultaron si sentía la obligación de ser campeón esta Copa Libertadores en la que aparece como favorito. “Yo me dedico a entrenar. No sentimos la obligación de tener que ser campeones sí o sí”. “¿Ah, no?”, comentó un periodista por lo bajo en la sala de prensa. Guillermo le salió al cruce: “¿Vos en tu trabajo estás obligado a ser el mejor? Nosotros tratamos de ser los mejores, pero no estamos obligados a serlo”.

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE

En una Bombonera que estará repleta y que contará con la presencia estelar de Diego Armando Maradona -“una inyección anímica”, definió el Melli- Boca buscará revertir el 2 a 1 en contra que se trajo de Ecuador y sacar pasaje para otra final de la Libertadors. Guillermo confirmó que hará una sola modificación: el ingreso de Cristian Pavón, que ya cumplió la fecha de suspensión, en lugar de Darío Benedetto. “Nos dará desborde, velocidad y llegada al gol”, dijo el histórico 7 de Boca sobre el wing xeneize.