“Luego de más de 15 años de proveer productos y alimentos sanos a vecinos y vecinas de CABA, fuimos clausurados”, informó el Mercado de Bonpland, en Palermo, a su comunidad. La noticia se conoció este martes, y no tardó en emerger la convocatoria a movilizarse en defensa de ese espacio, autogestionado por cooperativas.

Quienes conforman el Mercado Público de la Economía Solidaria, en Bonpland 1660, Palermo, denunciaron que están “siendo acosados por constantes inspecciones de AGC (Agencia Gubernamental de Control). Desconocemos si hay internas políticas que ponen en disputada este espacio público”. Y aclararon: “Si las hay, somos totalmente ajenas a ellas”.

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE

Según pudo saber este medio, el 11 de marzo se acercaron inspectores de la AGC tras una denuncia por falta de higiene en torno a la venta de productos alimenticios, pero los puestos cerraron. Las inspectoras retornaron esta semana y, al no poder concretar el control, decidieron una Clausura por Obstrucción de procedimiento, con intervención policial para labrar una Contravención.

Desde el Mercado convocaron a iniciativas este viernes y sábado en defensa del espacio. Ambos días, desde las 10, habrá feria callejera, radio abierta, música, charlas y cursos.

El Mercado de Bonpland tuvo su génesis en la Asamblea del barrio de Palermo Viejo, en medio de la convulsión social de 2001. “Hacemos algo muy importante, porque no es sólo comida sana -que la hay y mucha-, sino que hay soberanía alimentaria, soberanía textil, desarrollo de la vida digna de los productores y precio justo”, decía Claudia Giorgi cuando el espacio cumplía una década. “Somos todas organizaciones sociales muy imbricadas con la realidad de los territorios. En todos los casos, buscamos otra economía, en la que la dignidad de las personas es lo que está primero”, apuntaba, mientras los puestos ofrecían frutas y verduras agroecológicas, vinos, aceite, miel, yerba, azúcar, quesos, licor de chañar, café de algarroba, artesanías y otros productos.