En la semana de prevención del embarazo adolescente, Unicef presentó junto al Fondo de Población de las Naciones Unidas (Unfpa), FEIN y más de diez organizaciones de la sociedad civil, una nueva edición de la campaña #PuedoDecidir, dirigida a chicos y chicas de entre 13 a 18 años, en el marco de la Semana de la Prevención del Embarazo no Planificado en la Adolescencia.

De acuerdo a un comunicado emitido por Unicef, “en Argentina se producen 10 partos por hora de adolescentes; y si bien los últimos años hubo un descenso en los embarazos de chicas de 15 a 19 años, la cifra entre la población de 10 a 14 continúa estable”. Precisa además que “el 70% de los embarazos en adolescentes no son intencionales: ocurrieron durante una relación sexual sin protección anticonceptiva o por imposición”.

Sumate y apoyá el periodismo autogestivo

ASOCIATE

Fernando Zingman, especialista de salud de Unicef afirma al respecto. “Esas cifras muestran que el sistema no les dio todas las herramientas a esas adolescentes para decidir cuándo o en qué circunstancias querían tener ese hijo. Desde 2015 hay un descenso en las cifras pero ese descenso tendría que ser a cero. Es decir, no debería haber ni una mujer una adolescente que no pueda decidir en qué momento tener su embarazo”.

La campaña que se puede explorar en Puedodecidir.org brinda información de todos los métodos gratuitos a los cuales los adolescentes pueden acudir, inclusive los centros de salud en todo el país a los que pueden asistir sin que sea necesaria la compañía de un adulto. “En esto hay un costado de la campaña que busca que los adultos cambien su posición, por un lado está el tema de la educación sexual integral que requiere ser profundizado, pero también hay equipos de docentes y salud que tienen que ponerse en situación y garantizar el acceso de los adolescentes a estos métodos”, afirma Zingman.

Este tipo se campañas, Unicef las elabora desde hace varios años. «Nuestro compromiso es que los adolescentes puedan ejercer su derecho a la salud, a la vida, y el embarazo se encuentra en la excepción de muchos devenires de la vida, es importante intervenir ahí. En ésta campaña particularmente participaron adolescentes en dos líneas, proponiendo y chequeando lo que se produjera dando su opinión. Este año son voceros de la campaña, de ahí surge ‘queremos que hable gente que sepa’. Estas consultas con chicos y chicas apunta a señalar la diversidad, la multiplicidad de situaciones en que las personas con capacidad de gestar pueden estar involucradas y de tener las herramientas suficientes para cuidarse y evitar embarazos que no son buscados en ese momento.»

Puedo Decidir también realiza diferentes charlas en vivo que se pueden ver a través del Instagram de Unicef. También tiene piezas y stickers para compartir en redes sociales. Algunos señalan cuál método conceptivo usa. “Es una forma de sacar del tabú. Lo íntimo de las relaciones sexuales quedan ahí en la intimidad, pero el hablar de los métodos anticonceptivos tal vez no tiene que tener tanta prohibición. La campaña busca alcanzar la mayor cantidad de personas y está hecha con material sencillo, viralizable, y hay una apuesta llegar a adolescentes de todos los sectores y en eso estamos, por eso proponemos a la gente de ir a la campaña y distribuirlo entre los conocidos”.

El rol de la educación sexual integral

La campaña que tiene fundamentalmente una base informativa, deja al descubierto la necesidad de seguir afianzando la educación sexual desde temprana edad. Para el especialista esto se va encaminando en el transcurso del tiempo. “Estamos observando un interés desde los adolescentes y esto es porque la educación sexual está entrando, por un lado porque los docentes se involucran pero ante todo es porque los adolescentes lo exigen. Con Unicef, entre las actividades participativas que sostenemos en salud, en educación y en redes sociales, realizamos el trabajo ‘Voces que cuentan’, es el reflejo de las voces de los jóvenes principalmente del noroeste argentino, donde les preguntábamos cómo viven las circunstancias de los  embarazos en la adolescencia y les proponíamos que generen propuestas para intercambiar con los distintos ministerios y chicos y chicas sostienen desde hace años que educación sexual integral y esto va llegando. Nos gustaría que sea más rápido, pero entendemos que hay un cambio cultural que falta”, detalla.

Según el Plan Nacional de Prevención del Embarazo no Intencional en la Adolescencia 2017-2019, en Argentina 1 de cada 4 de las mujeres que tuvo su primer hijo en esa etapa tendrá el segundo antes de los 19 años.

A la vez, el Ministerio de Salud de la Nación alerta que en el 80% de las maternidades públicas del país, el 29% de las adolescentes fue madre por segunda o tercera vez antes de los 20.

Otra arista de la pandemia

El embarazo precoz afecta a las jóvenes de todo el mundo y se incrementa aún en situaciones de distanciamiento como el que impone el COVID-19. Según el Fondo de Población de las Naciones Unidas (UNFPA), cada 6 meses que se mantenga el aislamiento social, preventivo y obligatorio, se proyectan 7 millones más de embarazos no planeados en el mundo.

“En Argentina no tenemos números de embarazos sino de recién nacidos vivos. A partir de ahí construimos referencias”, explica Zigman. “Por un lado, los chicos circularon menos, tuvieron menos contactos y eso podría afectar la cantidad de embarazos, por otro lado, las pastillas anticonceptivas las tenés que buscar en los centros de salud y la concurrencia disminuyó al menos un 30% entonces imaginamos que también disminuyó su uso. También situaciones de abusos, de violencia familiar, que en la pandemia se pueden haber agravado. Así se suman factores que no sabemos cómo van a impactar, pero nos preocupa que aumente, por eso es tan importante la campaña y que tenga un formato virtual”, finalizó.

La Ley de Educación Sexual Integral (ESI) y los tratados internacionales a los que adhirió Argentina, como la Declaración Universal y la Convención Interamericana de los Derechos Humanos, la Conferencia de Población y Desarrollo de El Cairo y la Convención sobre los Derechos de las Personas con Discapacidades, recomiendan difundir información sobre salud sexual, anticoncepción e incorporar, de forma transversal, contenidos sobre sexualidad y reproducción en todos los niveles educativos.

La campaña #PuedoDecidir está coordinada por la Fundación para Estudio e Investigación de la Mujer (FEIM) en conjunto con Unicef, la Red Nacional de Jóvenes y Adolescentes para la Salud Sexual y Reproductiva (RedNac), Unfpa, Amnistía Internacional Argentina, FUSA Asociación Civil, el Equipo Latinoamericano de Justicia y Género (ELA), Fundación Huésped, Fundación Kaleidos, Las Otras Voces, Intercambios, Xango, Centro de Estudios de Estado y Sociedad (CEDES) y Doncel.

Para más información, descargar materiales, video y calendario de actividades: www.puedodecidir.org